Remedios Caseros para la Neumonía

Remedios Caseros para la Neumonía

Antibióticos Naturales para la Pulmonía

Te hablaremos de una enfermedad del sistema respiratorio como lo es, todo sobre la Neumonía o Pulmonía; que es, síntomas, factores de riesgo, diagnóstico, tipos, causas, transmisión, consecuencias, principales Remedios Caseros para la Neumonía, medidas preventivas y tratamientos para aliviar esta inflamación de los pulmones.

Qué es la Neumonía

Es aquella enfermedad del sistema respiratorio o inflamación de los pulmones, generada por una infección de un virus que ocasiona unas series de síntomas y que es mortal para cualquier persona.

Síntomas de la Neumonía

Los signos o señales son similares a los de un resfriado o gripe como son:

Tos, flema, fatiga, taquipnea, fiebre, congestión, disnea, escalofríos, dolor intenso en el costado del tórax, dolor de garganta, picor, náuseas, vomito, diarreas, hemoptisis, ronquido, expectoración y dificultar para respirar.

Factores de Riesgo de la Neumonía

Fumar, fibrosis quística, mujeres embarazadas, niños, sobre todo adultos mayores de 65 años, problemas con sistemas inmunitarios debilitados, hospitalización, y enfermedades crónicas.

 Diagnóstico de la Neumonía

Exploración física con un estetoscopio, análisis de sangre, radiografía torácica, pulsioximetria, prueba de esputo, TC, cultivo de líquido pleural y otras pruebas que sean necesarias.

Tipos de Neumonía

Neumonías infecciosas; (bacteriana, vírica, hongos, parásitos, atípica, adquirida en la comunidad, asociada a ventilación mecánica y síndrome agudo respiratorio).

Neumonías por agentes infecciosos o no; (aspirativa, lipoidea, eosinófila, bronquiolitis y neumonía química).

Causas de la Neumonía

Infección, virus de la influenza, herpes, citomegalovirus, neumonía por aspiración fumar, inhalar líquidos o químicos, microorganismos como virus, bacterias, hongos y otros gérmenes.

Transmisión de la Neumonía

Se transmite por vía aérea como la tos, estornudos, aspiración, contacto directo con la persona, superficies, mucosidad saliva y alimentos.

Consecuencia de la Neumonía

Malestar, bacteriemia, problemas para respirar, derrame pleural, absceso pulmonar, hospitalización, muerte en algunos casos y otros efectos en la vida humana.

Remedios Caseros Naturales Neumonía

Ajo; un gran antimicrobiano que nos brinda la naturaleza para combatir los microorganismos que atacan y fortalecer el sistema inmunológico. Consumir en la dieta crudo acompañado con miel o limón, su aceite, como cataplasma o inhalar el vapor del agua hervida con el mismo.

Cebolla y Ajo; triturar ½ cebolla y 6 dientes de ajo para extraer el zumo, luego agregar 2 cucharadas de miel, diluir en 250ml de gua y tomar en ayunas hasta mejorar la salud.

Orégano; prepararlo como infusión, en las comidas y como aceite aromatizado.

Salvia; preparar una infusión con sus hojas secas y te ayudara con las infecciones virales.

La albahaca; te ayuda a potenciar la inmunidad y combatir la neumonía.

El hinojo; consumir en las ensaladas y como infusión.

La Regaliz; hervir en agua un palito de raíz picadas en trozos finos, reposar, colar y tomar hasta ver resultados.

Plantas medicinales; (jengibre, eucalipto, sauco, tomillo, cúrcuma, alcachofa, equinácea, zanahoria, llantén, romero y otras hierbas naturales).

Tomar agua: mantener el cuerpo hidratado tomando mucho liquido para aflojar la flema de los pulmones.

Alimentación; acompañada de 10 raciones diarias de hortalizas, verduras y frutas.

Jugos; con fuentes de vitaminas C como el limón, naranja, toronja, moras, sandia, piña, melón, papaya, uva, fresas, kiwi y otros.

Reposo; descansar lo necesario hasta una completa recuperación para volver a las actividades cotidianas.

Consultar y tomar los medicamentos recetados por el médico especialista

Definitivamente, es una inflamación de los sacos aéreos de los pulmones por diversos microorganismos patógenos que infectan y causa la neumonía adquirida en la comunidad o en un centro sanitario.

Medidas Preventivas y Tratamientos para la Neumonía

Educación, vacunación, prevenir el contagio, buena higiene en general como lavarse las manos siempre, dieta saludable, vitaminas C, no fumar, tomar agua o líquidos, dormir lo necesario, ejercicios, medicamentos para la tos, antibióticos, antifebriles o analgésicos, fitoterapia y consultar al médico para aliviar los síntomas o mantener las funciones vitales del organismo.

Autor: José Pineda

>> MÁS TEMAS DE REMEDIOS CASEROS AQUÍ

3 COMENTARIOS

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!