Rebelión Tuareg de 2012

Rebelión Tuareg

Durante el siglo XX y XXI diferentes rebeliones se han presentado en Malí y Níger principalmente, a causa de la población Tuareg. La Rebelión Tuareg de 2012 comenzó el 16 de enero de ese año y terminó el 6 de abril, tuvo su epicentro en el norte de Malí, más exactamente en la región del Azawad, en el desierto del Sahara.

La rebelión de 2012 fue la cuarta propiciada por los Tuareg, ésta última comenzó como una guerra de independencia en contra del gobierno de Malí. Esta rebelión llegó a su fin con la victoria del Movimiento Nacional para la Liberación del Azawad, MNLA, un movimiento formado por soldados que lucharon en la guerra de Libia para el ejército libio y por antiguos insurgentes.

Debido a la rebelión Tuareg de 2012, en Malí se vivió un golpe de Estado que logró derrocar al presidente Amadou Toumani Touré. Como consecuencia de esto, tanto el MNLA como el Ansar Dine, que es un grupo religioso fundamentalista islámico, tomaron el control de la zona norte del país. Adicionalmente, Francia intervino militarmente a otros Estados de África por petición de Malí.

La rebelión Tuareg de 2012 dejó más de 220 muertos. Otras cifras señalan que en total 1.500 personas fueron víctimas de este conflicto, entre capturados, desertores y muertos. (Ver También: Crisis en Kenia)

Historia de la Rebelión Tuareg de 2012

Antecedentes

Dos grupos buscaban una revolución en Malí. Por un lado, el Movimiento Nacional para la Liberación del Azawad, MNLA que buscaban la independencia de la región del Azawad. Bilal Ag Acherif, íder del MNLA aseguró que Malí debía dar autodeterminación a los pueblos del Sahara o que ellos la tomarían. Autodeterminación se refiere a una decisión consensuada de los habitantes de un territorio sobre su futuro estatuto político.

El MNLA se conformó por soldados que regresaron de la guerra de Libia y que estaban luchando con el ejército libio y por antiguos miembros que estaban presos o que participaron en las anteriores rebeliones.

El regreso de los soldados se debió a varios factores como el racismo de los otros soldados y la pérdida de sus ahorros.

Y, por otro lado, se encontró el grupo Ansar Dine, un grupo islamista fundamentalista activo en Malí, quienes también luchaban contra el gobierno, pero con razones diferentes. El Ansar Dine buscaba imponer en todo Malí la Sharía o la ley islámica.

La Sharía, entre otras cosas, prohíbe que las mujeres puedan trabajar fuera de casa, que las niñas reciban educación o que las mujeres salieran de la casa sin la compañía de un hombre. Y a quienes incumplieran se les castigaba con lapidaciones, amputaciones o latigazos.

Aunque con objetivos diferentes, estos dos grupos se enfrentaron contra el gobierno para derrocar al presidente Amadou Toumani Touré, quien estaba en el poder desde marzo de 2.012. ATT como se le conocía, recibió el nombramiento del gran oficial de la Legión de Honor por el gobierno francés, entre muchas otras condecoraciones de otros gobiernos. (Ver También: Guerra Civil en Libia)

Desarrollo de la Rebelión

Según informaciones recopiladas la ciudad de Ménaka, en el Estado Independiente de Azawad al norte de Malí fue el escenario del primer ataque el 16 de enero de 2.012. Al día siguiente se presentaron nuevos ataques en las ciudades de Aguelhok y Tessalit.

Luego de esto, el gobierno de Malí recuperó el control de las tres ciudades, sin embargo, los rebeldes retomaron el control cuando el ejército se quedó sin municiones, pero al día siguiente el gobierno recuperó la soberanía en estos territorios.

Durante los casi 4 meses de rebelión Tuareg en el 2.012 varios ataques tuvieron lugar. Por ejemplo, en febrero el ejército de Malí reportó que el MNLA ejecutó a más de 20 soldados. Las ciudades de Ménaka, Tessalit y Aguelhok fueron los principales escenarios de este conflicto.

Finalmente, el golpe de Estado llegó a finales de marzo y poco a poco los rebeldes fueron tomando soberanía sobre otras ciudades hasta tomar regiones completas como la de Gao y Tombuctú.

Luego del golpe de Estado MNLA conquistó el territorio que reclamaban, sin embargo, el grupo fundamentalista Ansar Dine comenzaron a sembrar terror entre la población civil.

La actualidad de Malí para el 2.022 es muy inestable y tensionante. El norte se encuentra controlado por grupos radicales islamistas, mientras que el resto del país tiene un gobierno transicional muy frágil.

CLIC AQUÍ Y DÉJANOS TU COMENTARIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *