Hábitos Saludables para Niños

Hábitos Saludables para Niños

La mayoría de los inconvenientes médicos comunes de la vida adulta, tan marcados en nuestra comunidad de hoy; como son la obesidad, el uso abusivo de tóxicos, la diabetes, el cáncer o las enfermedades cardiovasculares, entre varios ejemplos; se ha comprobado que pueden iniciar a prevenirse comenzando en la fase infantil instaurando ciertos hábitos saludables para niños en la tradición familiar diaria.

Ver También: Hábitos Saludables que Debes Implementar Ya.

5 Hábitos Saludables para Niños

Impulso de consumo de una dieta sana

Para lograrlo, es recomendable que, en el hogar, las personas que conviven con ellos sean ejemplo y lleven una dieta basada en alimentos sanos que sea fortificante y equilibrada. Aprovecha el tiempo en la elaboración de menús que incluyan frutas frescas, verduras, hortalizas, frutos secos, granos de cereal; y todo tipo de proteínas tales como pescado, carnes, huevos, leche, etc.

Las proteínas de origen animal y los frutos secos, especialmente, son fuentes de grasas imprescindibles para garantizar el desarrollo y bienestar apropiado; pues son sustancias que el cuerpo no las produce y se deben brindar a través de la alimentación.

También controla a la ingesta de alimentos con mucho contenido de azúcares refinados (zumos o confitería industrial); sin embargo, en ocasiones, se les puede consentir con un antojo, recuerda también que los niños al ser más activos necesitan un poco más de calorías.

Promover el consumo de todas las comidas del día

Es muy importante formar el hábito de desayunar por la mañana todos los días. Resulta muy habitual en varias familias que sus miembros salgan de casa, ya sea a estudiar o trabajar, sin probar ningún alimento a primera hora de la mañana y eso no es nada bueno para nuestra salud.

Para lograr enfrentar todos los retos y desafíos que nos esperan el resto del día; es recomendable el consumo de un desayuno completo, que nos brinde la energía (calorías) suficientes para lograr ejecutar nuestras tareas eficientemente.

De la misma forma, es igualmente significativo tomar el desayuno invirtiendo el tiempo moderado necesario, para permitirse tomarlo sin prisas o afanes, sentándose a desayunar plácidamente a la mesa.

Por otro lado, es primordial establecer horarios de comida fijos, no es bueno un día almorzar a las 12pm y el otro a las 3pm p 4pm. Lo ideal es que los horarios se establezcan y respeten, está bien pasarse máximo 1 hora de vez en cuando. Otro hábito saludable es acompañar de modo usual las comidas con agua como refresco y no bebidas industriales que son ricas en azúcares.

Práctica de ejercicio físico regular

Impulsando a los niños a practicarlo comenzando en su infancia es más factible que esos hábitos saludables se sigan conservando una vez lleguen a la edad adulta, con todos los múltiples beneficios a la salud que significa la práctica de ejercicio frecuente.

Como siempre, la manera más efectiva de enseñar a los niños es con el ejemplo. Si los padres son el espejo en la actividad deportiva, es más factible que por emulación, los hijos igualmente lo sean.

Escoge ejercicios al aire libre que conlleven el empleo de bicicletas, ir a trotar o disfrutar cualquier instante diario para promover que estén activos (realizar compras a pie y no en auto, subir las escaleras y no usar el ascensor, salir al parque a cambio de largas jornadas en los videojuegos).

Suministrar el período de sueño necesario

Fomentándose en casa entornos tranquilos y silenciosos que procuren el descanso del niño y un sueño restaurador. Instaura hábitos de sueño con horarios específicos, la hora de dormir debe convertirse en una rutina, se deben preparar a los niños para la hora de dormir con pequeños hábitos como cepillarse los dientes, ponerse la pijama, tomar su última comida del día (preferiblemente ligera), etc.

El valor de efectuar una completa higiene bucal diaria

Se necesita una atención y dedicación particular en los padres, ya que es usual que los niños se muestren molestos y perezosos de cara al cepillado de los dientes. Existen diversas marcas de productos de higiene bucal dirigidos a grupos infantiles, que promueven que estas actividades sean más cómodas y divertidas. En general, los hábitos de higiene se deben mantener y extender a todo el cuerpo, no solo la higiene bucal.

Ver Más: Vida y Hábitos Saludables

Autora: Bett Guevara

Anterior Siguiente
DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!