Roger Federer y su amarga derrota en el Open de Australia

Roger Federer

Roger Federer parece haber perdido brillo en los últimos tiempos. Los años no pasan en balde para nadie y, a sus 37 años, el tenista suizo cada vez tiene más dificultades para doblegar a las nuevas generaciones de tenistas que llegan a las pistas internacionales pisando muy fuerte.

El último episodio amargo para Roger Federer fue el reciente Open de Australia, en el que sufrió una aciaga derrota frente a la nueva joven promesa del tenis mundial, el jugador griego Stefanos Tsitsipas.

Stefanos Tsitsipas

Stefanos Tsitsipas by JC (CC BY-SA 2.0)

La derrota de Federer, actualmente tercero en la clasificación mundial de la ATP, ha caído como un jarro de agua fría entre los seguidores del jugador suizo, que creían firmemente en su victoria a tenor de las cuotas que se manejaban en las apuestas de tenis de todo el mundo.

Un jovencísimo Tsitsipas, de apenas 20 años de edad, terminó con los sueños de Federer de alzarse con un tercer título consecutivo en Melbourne. Federer sufrió así su primera derrota en el torneo desde la que tuvo que encajar en semifinales contra Novak Djokovic en 2016 (Novak es actualmente líder absoluto en la clasificación mundial de la ATP).

Jugó un buen tenis, pero no logró materializar ninguno de los 12 puntos de break durante el partido. No capitalizar opciones así se paga caro en este deporte.

Federer se mostró decepcionado consigo mismo tras el partido y no es para menos. Pese a que jugó un impecable segundo set, no resultó suficiente para ganar al jugador griego. Lo cierto es que Federer se batió contra un tenista que mostró un mejor juego. A pesar a su juventud, Stefanos Tsitsipas fue capaz de mantener la cabeza fría como si llevase décadas jugando a nivel profesional.

Fuente: Wikimedia

Tsitsipas, uno de los principales valores en alza del tenis mundial, exhibió un juego más que sobresaliente y se ha convertido en el primer jugador griego en llegar a la fase de cuartos de final en un Grand Slam. Es cierto que ambos jugadores mostraron un tenis de estilo técnico similar, pero la determinación de Stefanos Tsitsipas en los momentos clave de ejercer presión demostraron ser cruciales para llevarse la victoria en el encuentro.

Sin duda, se trata de una gran victoria que el joven jugador griego no olvidará jamás. Y no es para menos: tumbar a un jugador de la talla de Roger Federer no es una hazaña sencilla de conseguir. ¿Hasta dónde llegará esta promesa del tenis que apenas acaba de comenzar su meteórica carrera deportiva? De momento ya han caído ante su raqueta estrellas como Federer, Novak, Zverev y Anderson. No cabe duda de que Stefanos Tsitsipas ha llegado para quedarse.

Federer, por su parte, parece dispuesto a colgar la raqueta en un futuro no muy lejano, tras una dilatada carrera llena de enormes éxitos deportivos difíciles de olvidar. Pero antes de hacerlo, ha dejado caer en su cuenta de Twitter que le gustaría despedirse de Roland Garros jugando una vez más en la tierra batida de París, en la que reina todopoderoso el gran tenista español Rafa Nadal.