Galletas de Avena crujientes

Galletas de Avena

Te compartimos una deliciosa receta casera de Galletas de avena, una preparación que las deja crujientes. Son muy fáciles de hacer, ideal para hacerlas en la tarde y compartir con los niños en vacaciones o para compartir cuando tenemos invitados en casa. Seguro les encantarán!

Incluso puedes prepararlas para llevar al trabajo, como un snack saludable y acompañar un café o un té. 

Ingredientes:

Cantidades para 20 galletas. 

1 huevo grande (L)
100 gr de copos de avena
50 gr de mantequilla
50 gr de harina. Puedes utilizar harina de trigo y mejor aún si usas harina de avena, tendrá un sabor más pronunciado.
40 gr de azúcar
1/2 cucharadita de levadura química o polvos de hornear
1/4 cucharadita de sal
1/2 cucharadita de postre de canela (opcional)

Preparación de Galletas de Avena

Paso 1:

Comenzamos cortando la mantequilla en trozos grandes. La ponemos en un bol apto para microondas y la metemos unos segundos en el microondas para derretirla. Debemos vigilarla y la sacamos cuando esté líquida o casi, ya que puede llegar a explotar un poco y manchar el microondas

Mezclamos con la avena con ayuda de unas varillas, procurando que se empape bien.

Paso 2:

En otro bol añadimos el huevo, el azúcar y la sal. Mezclamos todo con unas varillas hasta que el aspecto sea bastante homogéneo. No es necesario batirlo, simplemente lo mezclamos. Si te gusta la canela, se la adicionamos en este momento.

Paso 3:

Echamos en el bol con ayuda de un colador la harina y la levadura, moviendo el colador para tamizarlos yq eu caiga sin grumos.

Mezclamos bien con las varillas todos los ingredientes.

Paso 4:

Luego, añadimos a este bol la avena que ya estaba mezclada con la mantequilla. Mezclamos todo bien y ya tenemos lista nuestra masa. 

Tapamos el bol y guardamos en la nevera unos 15 minutos, para que la masa esté más compacta y sea un poco más sencillo darle forma a las galletas.

Paso 5:

Precalentamos el horno a 180ºC con calor arriba y abajo y ventilador mientras formas las galletas.

Para armar las galletas, tomamos trozos de masa con una cuchara y hacemos bolitas, con cuidado las aplastamos. Las vamos dejando en una bandeja para horno, separadas unas de otras lo suficiente para que no se peguen. Ten en cuenta que van a crecer y expandir en el horno. 

Te recomendamos usar papel de horno o engrasar la bandeja para que no se peguen.

No te preocupes si no te quedan perfectamente redondeadas, te quedarán con aspecto más rústico pero igual de deliciosas.

Paso 6:

Metemos la bandeja en el horno por 10 minutos o hasta que veas que se han dorado. Cuando estén listas sacamos del horno y dejamos enfriar sobre una rejilla para que no se humedezcan y queden más crujientes.

Las puedes conservar frescas durante 4 o 5 días en un recipiente cerrado, pero con el pasar de los días se van poniendo menos crujientes. 

Más Recetas de Cocina AQUÍ

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!