Editorial: Foros “Por el Buen Trato a la Infancia”

Los procesos de la búsqueda de la paz y de la educación de nuestros hijos, futuro de la nación, como tan trajinadamente se repite, y en los que debemos estar todos empeñados, también son objetivo de la Sociedad Colombiana de Pediatría. Estamos ya saturados de diagnósticos sobre maltrato infantil, tema sobre el cual todos los días aparecen nuevas y horrorizantes estadísticas y acerca del cual cada día leemos algún “Tratado” de “expertos”, muchos de ellos muy autorizados por cierto. Sin embargo, es hora de darle a estos procesos una connotación eminentemente positiva, y es hora ya de pasar de la retórica a la acción, de tomar decisiones sobre cómo vamos a manejar una situación que nos afecta a todos y que se cierne sobre los niños con descarnada y descarada gravedad. Por ello la Sociedad Colombiana de Pediatría con su dinámico Presidente, el Dr. Jorge Loaiza Correa a la cabeza, viene realizando una cruzada en la que hemos tomado la decisión de difundir algunas guías sobre cómo debemos orientar el manejo de una niñez y una juventud que sea, en el futuro capaz, por convicción y no por obligación, de romper ese circulo vicioso “niño maltratado – adulto maltratador”.Para ello, desde hace ya cerca de un año estamos realizando los foros “POR EL BUEN TRATO A LA INFANCIA” apoyados en un selecto grupo de profesionales que nos transmiten sus conocimientos, que nos permiten enfrentar un proceso educativo lleno de ideas claras y dinámicas sobre el adecuado manejo de los seres más requeridos por todos, nuestros niños.

Por otra parte estamos participando en un grupo de acción surgido de la alianza hecha con Colsubsidio y la Oficina de la Primera Dama de la Nación y el Programa Presidencial HAZ PAZ, durante el Foro realizado en Bogotá el pasado 17 y 18 de septiembre, en el cual se hizo una presentación extraoficial de esta campaña que busca sembrar, al igual que nuestra cruzada, la semilla de paz en los hogares y centros de enseñanza, a todo nivel, en nuestro atribulado país. La convocatoria hecha ha sido acogida también por el Ministerio de Salud y la Organización Panamericana de la Salud y se ha constituido, con todos ellos un grupo de trabajo que empieza ya a mostrar alguna ejecutorias. Con el lanzamiento oficial de la campaña Haz Paz comienzan a verse la lucha y el entusiasmo por sacar adelante esta idea tan necesaria y fundamental: Los colombianos podemos y debemos vivir en paz y como dice el “Slogan” de la campaña “La paz empieza en familia, La paz empieza contigo

Dispongámos, pues, y asumamos el reto. Hagamos nuestras propuestas y, con apertura de mente y corazón, enfrentemos ese sagrado compromiso de formar unos mejores seres humanos del futuro, así no nos toque a nosotros recoger los frutos, sino que sean ellos quienes, continuando y aplicando estas enseñanzas, cosechen un mundo con mayor calidad de vida. Ojalá con ello se logre nuestro propósito futurista y ambicioso, pero tanto más real cuando más empeño pongamos en el.

EL EDITOR


Cartas al Editor

Cali, Septiembre 16 de 1999

Doctor

LEÓN JAIRO LONDOÑO VELÁSQUEZ
Editor Revista PEDIATRIA
Santafé de Bogotá, D.C.
Apreciado Doctor Londoño:

Adjunto a la presente estoy enviando a Usted copias de los documentos denominados: “Declaración de Montevideo” y “Declaración de Santiago de Compostelá sobre la atención al Adolescente”, los cuales, como su contenido lo explica muy claramente, contienen la manifestación de inconformidad de las Sociedades Pediátricas Latinoamericanas acerca de la evolución en el proceso de atención de niños y adolescentes, en diversos países de la región.

Conscientes de los riesgos que ello puede implicar para la atención de nuestros pacientes, le ruego hacer la publicación de estos documentos en la Revista PEDIATRÍA que usted dirige Agradeciendo la atención que dé a la presente, me suscribo de Usted.

Cordialmente,
César Villamizar Luna
Presidente Alape

Declaración de Montevideo

Las sociedades de pediatría de Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay realizaron, en el día de la fecha, su reunión anual de evaluación de marcha del convenio de cooperación de sociedades de pediatría del cono sur, con motivo de la realización del 22° congreso uruguayo de pediatría.
Como en oportunidades anteriores se analizó la evolución del cuidado de la salud de los niños y adolescentes en la región y se planearon las acciones conjuntas a desarrollar en el futuro, para su promoción.

Un aspecto importante analizado fue el proceso de capacitación, certificación, educación continua y recertificación del recurso humano necesario para el adecudado desarrollo de las políticas de salud.

En este aspecto el conjunto de las sociedades expresa su preocupación por las propuestas vigentes dirigidas a reemplazar la pediatría en su rol de cuidadora de la salud en el primer nivel de atención, como así mismo de su responsabilidad de formación del recurso humano necesario para su concreción.
De no revertirse las políticas que promueven estos cambios, se entregaría el cuidado de la salud de los niños y adolescentes a profesionales con menor formación que la necesaria y posible en nuestros paises.

Las sociedades de pediatría del cono sur asumen el compromiso de alertar sobre este riesgo de deterioro en el nivel de cuidado de la salud y acordar con el conjunto de la sociedad y los organismos responsables a nivel de salud pública y formadores del recurso humano (universidades, servicios de salud y sociedades científicas), las acciones necesarias para revertir esta situación que constituye un retroceso injustificable e hipoteca los logros obtenidos a lo largo de este siglo.

MONTEVIDEO, 16 DE MAYO DE 1999
XI ENCUENTRO DEL COMITÉ DE ADOLESCENCIA DE ALAPE
(ASOCIACIÓN LATINO AMERICANA DE PEDIATRÍA)
DECLARACIÓN DE SANTIAGO DE COMPOSTELA
SOBRE LA ATENCIÓN AL ADOLESCENTE
PREÁMBULO

Durante los días 5 al 7 de mayo de 1999 ha tenido lugar el XI Encuentro del Comité de Adolescentes de la ALAPE, celebrado por primera vez en España y en el marco de Santiago de Compostela, en el último Xacobeo del milenio.

Con un espíritu integrador y fraterno, los representantes de los países latinoamericanos de ambos lados del Atlántico se ofrecen a los poderes públicos y a la sociedad para colaborar en los proyectos y en las políticas relacionadas con la adolescencia y juventud. Después de un profundo debate emiten la declaración siguiente:

1.- Aceptar como edad de la adolescencia la segunda década de la vida (10 – 19 años), según los criterios de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS). Debe hacerse forma flexible, pues hay evidencia de comienzo puberal antes de esa edad y problemas que no se resuelven antes de los 20 años.

2.- Se recomienda la utilización de una historia clínica unificada, basada en el sistema informático del adolescente (SIA – OPS), incluyendo aspectos actualizados. Esto debe permitir un mejor enfoque biosicosocial con fines asistenciales de docencia e investigación.

3.- Se considera indispensable que en la curricula del pregrado médico, la asignatura de Pediatría incluya la salud integral del adolescente con un enfoque a la promoción y prevención de la salud y su correspondiente evaluación.

4.- Se considera la necesidad de que la salud del adolescente sea incluida en la curricula de pregrado de otras asignaturas de la medicina y de otras titulaciones que tengan relación con el adolescente, con el fin de la consecución de un abordaje amplio e integrador.

5.- En la formación de especialización de postgrado en Pediatría, debe dedicarse un período importante del mismo a la adolescencia, tanto en el área hospitalaria como extrahospitalaria.

6.- Se considera importante en la especialización de otras áreas de la medicina o de otras profesiones no médicas que tengan relación con el adolescente, se incluyan enseñanzas específicas sobre la misma.
7.- El pediatra debe ser, por su formación y vinculación al niño y la familia desde el período neonatal hasta finalizar el crecimiento y desarrollo, el profesional idóneo para coordinar el equipo de salud que asiste al adolescente.

8.- Debe establecerse una certificación oficial de reconocimiento de capacitación en Medicina del Adolescente.

9.- Se considera imprescindible la educación continuada en el área de la salud del adolescente.

10.- Se considera prioritario la asignación de más recursos humanos y de infraestructuras en la pediatría hospitalaria y extrahospitalaria para la atención al adolescente.

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!