Rosácea

Rosácea

La rosácea es una enfermedad crónica de causa desconocida que afecta a la piel de la cara. Con frecuencia empieza como un enrojecimiento de la nariz, mejillas, frente y barbilla. Otras áreas que pueden comprometerse son el cuero cabelludo, cuello, oídos, tórax y espalda. Algunas veces afecta los ojos. (American Academy of Dermatology). Más tarde pueden aparecer comedones y telangiectasias en las mejillas y en la nariz. Este acné rosácea no se cura pero suele responder bien al tratamiento, si éste se realiza con regularidad y se evitan los factores que la empeoran. Las recurrencias son frecuentes y van a requerir nuevos ciclos de tratamiento.

Ten149RosaseaTen149Rosasea1Ten149Rosasea2
Paciente con rinofimaRosácea en nariz, mejillas y barbillaRosácea en la nariz

Elementos de Historia y Examen Físico para la Rosácea

CategoríaElementoNotas
HistoriaComienzo y características de la erupción, lesiones inflamatorias o ambasPregunte por la fecha en que la erupción comenzó, y si es constante o ocurre en brotes.
HistoriaSíntomas OcularesApariencia acuosa o hemorrágica del ojo, sensación de cuerpo extraño, quemadura o picadura, rasquiña, fotofobia o visión borrosa
HistoriaFactores desencadenantesPregunte por los factores que exacerban la erupción facial
HistoriaTratamientos actuales y anterioresHistoria de medicaciones tópicas u orales usadas para tratar el brote facial y anote la satisfacción aparente del enfermo con dichos productos. Es muy importante interrogar por el uso de productos de libre venta que  se hayan aplicado en la cara.
HistoriaSecuelas psico-sociales¿Se han presentado manifestaciones emocionales o sociales por este problema?
HistoriaHistoria familiarParientes cercanos que hayan padecido la rosácea.
Examen FísicoDistribución de las lesiones y del eritemaExamine la cara y la posible distribución central. Es necesario diferenciar los diferentes tipos de rosácea, como la eritemato- telangiectásica, la pápulo-pustular o la fimatosa, la ocular o la granulomatosa.
Examen físicoOftalmológicoExamine los ojos para excesiva lacrimación o sequedad, apariencia hemorrágica o visión borrosa

Tratamiento

En primer lugar hay que hacer prevención de recurrencias, según se afirma en los consejos que da el especialista español E. Fonseca Capdevila. En cuanto a fármacos, estos pueden administrarse de manera tópica o por vía sistémica. Los primeros pueden resultar eficaces en casos leves y moderados de rosácea, aunque puede haber problemas de tolerancia. El tratamiento sistémico está indicado en los casos moderados o graves y en las formas leves que no respondan al tratamiento tópico

Tratamiento tópico

Cualquiera de las siguientes alternativas puede utilizarse:

Metronidazol 0,75% en gel o crema acuosa, dos aplicaciones al día.
Clindamicina 1% emulsión, dos aplicaciones al día.
Eritromicina 2% en solución o emulsión, dos aplicaciones al día.

Tratamiento sistémico

Tetraciclina 250 mg cada 12 horas (reducir a 250 mg al día como mantenimiento). Doxiciclina 100 mg al día
Minociclina 100 mg al día.

Cualquiera de estas alternativas de tratamiento con tetraciclinas (el de elección) por vía oral debe mantenerse un mínimo de ocho a doce semanas, aunque a veces es necesario mantenerlo por meses o años, en casos severos.

Eritromicina: 500 mg cada 12 horas, eventualmente 500 mg al día. (Sólo aconsejable alérgicos a tetraciclina o que tengan otras contraindicaciones a dicho tratamiento.

Metronidazol: 500 mg al día. Respuesta más rápida que con tetraciclinas, pero una vez la dosis acumulada es de 30 g, puede producirse neuropatía; mejor usarlo inicialmente y luego sustituir por tetraciclinas para mantenimiento.

Isotretinoína (para casos graves y resistentes): 0,2 – 1 mg al día. Precaución en mujeres en edad fértil.

Tratamiento quirúrgico

Para casos graves de rinofima. Posibles terapias: cirugía convencional, dermo-abrasión, electrocirugía y láser-terapia.

Prevención

Hay situaciones que deben evitarse para disminuir el riesgo de recaídas, como el uso de cremas con corticoides tópicos. El médico probablemente se lo suspenderá por un mes o se lo cambiará por uno de baja potencia como la hidrocortisona al 1%, para evitar un intenso fenómeno de rebote. Algunos medicamentos administrados por vía oral pueden empeorar los síntomas, como los corticoides o los vasodilatadores, o el mismo vino. La exposición solar le perjudica, deben usarse fotoprotectores. El calor, el frío e el viento también deben evitarse. La estancia en lugares muy caldeados y los cambios bruscos de temperatura perjudican. Comidas y bebidas muy calientes, comidas con muchas especias y quesos fermentados. Los cosméticos son generalmente mal tolerados. Algunos cosméticos de protección pueden resultar beneficiosos. La ansiedad y el estrés pueden ser perjudiciales.

Hay que evitar el alcohol y las bebidas estimulantes.

Powell FC. Rosacea. N Engl J Med 2005; 352:793-803
Fonseca-Capdevila E. Rosácea. www.fisterra.com/
Orjuela P, Mendoza N. Rosácea. Univ Med (Universidad Javeriana) 2003; 44(4)
Drake L. Rosacea Review (National Rosacea Society). www.rosacea.org/

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!