Reproducción del Ser Humano

Reproducción del Ser Humano

El proceso de reproducción del ser humano se considera una función vital de los seres vivos, en el caso de los humanos, la reproducción es sexual; es decir, que se necesita el sistema reproductor femenino y el sistema reproductor masculino para lograr la fecundación del óvulo.

Normalmente, la reproducción sexual en el ser humano se realiza a través del coito vaginal; sin embargo, actualmente existen procedimientos de reproducción asistida que permiten que los espermatozoides lleguen al óvulo, como es el caso de la fecundación in-vitro o la inseminación artificial. (Ver También: Crecimiento y Desarrollo del Ser Humano)

Proceso de Reproducción del Ser Humano

Gametogénesis

Se considera la primera etapa del proceso de reproducción del ser humano, es cuando se inicia el proceso de formación de las células sexuales; o gametos como también se le conoce.

En las mujeres, los gametos son los óvulos y se producen en los ovarios, proceso que se le conoce como ovogénesis; y en los hombres, estas células sexuales son los espermatozoides que se producen en los testículos y a este proceso se le llama espermatogénesis.

Durante el proceso de la gametogénesis, ocurren dos divisiones meióticas, es decir, dos divisiones celulares sucesivas que dan lugar a cuatro células haploides. En la meiosis I o la primera división los pares de cromosomas homólogos se separan en los polos de la nueva célula; mientras que en la meiosis II o la segunda división los cromosomas de cada polo se distribuyen en los núcleos de las nuevas células creadas por esta división.

Este proceso da lugar a que los 46 cromosomas presente en el contenido genético, pase a 23 cromosomas; de esta manera, cada gameto hará su aporte genético para que el cigoto tenga un total de 46 cromosomas.

Fecundación

La fecundación es el momento del proceso de reproducción del ser humano en donde se unen el óvulo y el espermatozoide en las trompas de Falopio, que es un órgano del aparato reproductor femenino. Para que el óvulo llegue a la trompa de Falopio es necesario que ocurra la ovulación.

Este es el proceso en el que el folículo de Graaf libera al óvulo. La ovulación ocurre 14 días antes de la llegada de la menstruación en la mujer; y el óvulo liberado solo se puede fecundar 14 horas después de su liberación.

Por otra parte, en la reproducción sexual del ser humano es necesaria la eyaculación masculina dentro de la vagina de la mujer; para lograr que un espermatozoide llegue hasta las trompas de Falopio a fecundar. Con la eyaculación masculina se liberan entre 200 y 300 millones de espermatozoides, de los cuales solo 1 logra atravesar al óvulo y fecundarlo.

Mientras que el óvulo se mantiene con vida 24 horas después de liberado, los espermatozoides pueden durar hasta 5 días con vida intentando atravesar el útero para llegar hasta las trompas de Falopio a fecundar un óvulo.

Cuando se logra la fecundación a ese óvulo se le denomina cigoto, que ya está compuesto de los 23 cromosomas que vienen del óvulo y 23 cromosomas que vienen del espermatozoide. Luego de la fecundación, el cigoto se va desplazando hasta el útero para continuar su desarrollo, primero se convierte en un embrión y luego le da paso al feto.

Embarazo

Esta es la tercera etapa del proceso de reproducción del ser humano, el embarazo va desde que el embrión se logró implantar en el endometrio, (una membrana mucosa que cubre la cavidad del útero); hasta que el bebé nace.

Normalmente se considera que el embarazo dura 36 semanas (9 meses), sin embargo, generalmente se cuenta desde el inicio de la última menstruación; es decir que el embarazo, en condiciones normales, llega a durar 40 semanas.

Durante este tiempo el feto se desarrolla dentro del útero de la mujer; por ejemplo, aunque en la sexta semana el embrión mide 5 milímetros, en la quinta semana su corazón ya comienza a latir. Solo hasta la décima semana la apariencia del embrión ya es más parecida a la forma humana, y ya se le comienza a denominar feto. Sus brazos y codos ya se han comenzado a formar, también se puede ver claramente su boca, nariz y ojos y comienza a moverse.

Durante el embarazo el feto sigue creciendo, desarrollando sus órganos y extremidades; por ejemplo, para la semana 22 el feto ya llega a medir 19 centímetros, a la semana 28 puede abrir sus ojos, adquiere mayor peso y su cabeza es más proporcional con su cuerpo. Y así continua su crecimiento hasta la semana 38 a la 41, en donde ya se prepara para nacer.

Nacimiento

Finalmente, tanto el embarazo como el proceso de reproducción del ser humano termina con el parto, que es el momento en el que el feto sale del útero hacia el exterior. El parto normal se considera por vía vaginal; aunque también existe la cesárea, que es el procedimiento en el que se le realiza una incisión en el abdomen y el útero de la madre para poder extraer al bebé.

En el parto por vía vaginal, la mujer experimenta cambios que le permiten sacar al bebé; por ejemplo, los músculos de la vagina y el cuello del útero se dilatan, es decir, aumentan el tamaño para que el bebé pueda salir.

Luego, gracias a las contracciones del útero y los pujos de la mujer, es posible que el feto salga al exterior; después de que sale el bebé, es necesario también expulsar la placenta. La placenta es una estructura que se desarrolla durante el embarazo y es la encargada de brindarle nutrientes y oxígeno al feto durante el embarazo; y eliminar los deshechos de la sangre del feto.

Más Temas de Biología y Ciencias Naturales AQUÍ

Autor: Simón Parra

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!