Aparato Reproductor Humano

Aparato Reproductor Humano

El aparato reproductor humano es el conjunto de órganos que tienen como función la reproducción o procreación de la especie humana. Tiene dos características especiales, la primera es que no es aparato o sistema esencial para que el humano viva (a diferencia de los otros sistemas); y que, es diferente en mujeres y hombres. (Ver También: Sistemas del Cuerpo Humano.)

Se dice que el aparato reproductor tiene una función vital, no porque sea vital para el funcionamiento de todo el cuerpo o porque si éste el humano muera; sino porque sin la reproducción, la especie humana desaparecería.

En el proceso de la reproducción humana intervienen dos tipos de células sexuales o gametos como también se le llaman; el óvulo que es el gameto femenino, y el espermatozoide que es el gameto masculino. Una vez el espermatozoide se une o fertiliza al óvulo, éste se convierte en un cigoto, es decir, un óvulo fertilizado. El cigoto, después de un proceso, se convierte en un embrión y posteriormente en un feto.

Aparato Reproductor Femenino y Cómo Funciona

El aparato reproductor femenino está compuesto por órganos internos y externos. Los órganos internos son: ovarios, trompas de Falopio o uterinas, útero y vagina; por su parte, los órganos externos son el clítoris, los labios mayores y menores, el monte de Venus y el vestíbulo vulvar.

La vagina tiene tres funciones en el cuerpo femenino: una, es el canal por donde se elimina la sangre menstrual; dos, es el lugar donde el pene ingresa para las relaciones sexuales; y tres, es el canal del parto por donde el bebé nace.

Por su parte, el útero es un órgano musculoso y hueco en donde se desarrolla el feto. El endometrio es la pared interior del útero que presenta cambio durante los ciclos menstruales; esto se debe a los efectos de los estrógenos, que son las hormonas producidas por los ovarios.

A su vez, los ovarios son los órganos que producen las células sexuales femeninas, es decir el óvulo. Los óvulos se ubican en la parte abdominal y su tamaño puede variar en cada mujer, dependiendo de la edad y el tamaño de la cavidad. (Ver También: Sistema Muscular del Cuerpo Humano.)

Los ovarios también tienen otra función y es producir hormonas como los estrógenos y la progesterona; que regulan el desarrollo de lo que se conoce como carácter sexual secundario, es decir, el desarrollo de los senos, la aparición de vello, incluso, preparar al cuerpo para un embarazo.

Las trompas de Falopio o trompas uterinas juegan un papel muy importante en el proceso de reproducción; se tratan de un conducto de entre 10cm y 13cm que unen los ovarios con el útero y por este conducto es que viaja el cigoto hacia el útero.

Aparato Reproductor Masculino

El aparato reproductor masculino también está conformado por órganos externos e internos. Los órganos externos son: el pene y escroto; y los órganos internos son: los testículos, la próstata, la uretra, el conducto eyaculatorio, las vesículas seminales, el epidídimo, el conducto deferente y las glándulas bulbouretrales.

Los testículos son un órgano importante, tanto del sistema reproductor masculino como del sistema endocrino; primero porque son los encargados de producir las células sexuales, es decir, los espermatozoides, de hecho, los testículos, diariamente producen millones de espermatozoides.

Y segundo, porque también se encargan de producir las hormonas sexuales masculinas como la testosterona y el andrógeno. En los hombres, las características sexuales secundarias son el vello facial y corporal, la voz grave, el desarrollo de la nuez de Adán, mayor estatura, hombros anchos, etc. Los testículos se encuentran cubiertos por el escroto o saco escrotal.

Por su parte, el pene que está conformado por cuerpos cavernosos y un cuerpo esponjoso, tiene como función la excreción urinaria y la relación sexual para la reproducción. La uretra se encuentra en el interior del pene, a través de este conducto es que sale la orina y sale el semen. Adicionalmente, la próstata que es un órgano exclusivo de los hombres, participa en la producción del líquido seminal, gracias a sus células que nutren y protegen a los espermatozoides presentes en el semen.

Más Temas de Biología y Ciencias Naturales AQUÍ

Autor: Simón Parra

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!