La Tecnología en la Fotografía ha disminuido la Visita al Cirujano

Efecto Selfie

¿Qué es el efecto selfie? En la búsqueda constante de la eterna juventud las personas han encontrado en la tecnología el medio ideal para evitar complejas cirugías estéticas y verse más hermosas.

Vivimos en la actualidad en un mundo influenciado por la tecnología y la virtualización. Medios que afectan a nuestra existencia y que han penetrado en el sector de la salud, estética y belleza.

El Efecto Selfie

Sea cual sea la edad de las personas y su género, todos desean mostrar su mejor faceta o figura. Desde la llegada de la moda de los “Selfies” y la publicación de fotografías en redes sociales, sobre todo Facebook e Instagram. Se ha generado un boom en el mercado de la cirugía.

Del mismo modo podemos observar como en la búsqueda de mejores resultados fotográficos los smartphone con excelentes cámaras y resolución no son suficientes. Por eso también se descargan apps que permitan a través de diferentes filtros y funciones. La mejora y retoque de las fotos. Ccultando aspectos tales como arrugas, ojeras, gordura y otros elementos que por incidencia de la edad o descuido no permitan mostrar la belleza tan deseada.

Con el impacto que se logra en el retoque de las fotos faciales o del cuerpo, denominado Efecto Selfie. Surge un efecto psicológico en el individuo qué le permite olvidarse de la búsqueda de soluciones más costosas y posiblemente dolorosas, como la cirugía estética o facial.

Pues aunque parezca mentira el efecto causado con las fotos trabajadas y retocadas hace que se eleve la autoestima en las personas. De tal manera que la hace sentirse a gusto con ella, además de lograr que virtualmente sea elogiada y enaltecida su belleza.

Además, este uso de la tecnología ha permitido que pacientes deseosos a someterse a una cirugía estética utilicen las fotos tomadas y retocadas. Para ofrecer al médico tratante una visión más amplia de cómo desean verse después de la intervención quirúrgica.

Cirugías con Filtros

Según expertos del sector, no hay nada extraño que los pacientes se dirijan a las clínicas con imágenes retocadas con filtros de Instagram. Para que el bisturí deje su rostro como el de la foto artificial.

Estudios recientes han puesto de relieve diferencias en las preferencias entre hombres y mujeres. Por un lado, los hombres prefieren retoques en la nariz o en la línea de los ojos. Por otro lado, las mujeres apuntan por resaltar pómulos, borrar arrugas en las zonas de los ojos o hacer tratamientos completos.

Más de Estética y Belleza

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!