Subtipos HLA-B27 y Espondilitis Anquilosante en Colombia Nuevas Perspectivas

Beatriz Martinez, MSc
Laboratorio de Inmunogénetica. Instituto de Investigaciones Inmunológicas.
Universidad de Cartagena, Colombia.

Desde mediados de los años sesenta se han descrito asociaciones de muchas enfermedades con los antígenos de histocompatibilidad (HLA).

Con respecto a los antígenos HLA Clase I la más fuerte que se ha informado es la del HLA-B27 con la Espondilitis Anquilosante (EA). La cual fue descrita en 1973 por Brewerton y Col. Diversos estudios han respaldados estos hallazgos en diferentes grupos étnicos y ampliado dichas observaciones a nivel de enfermedades relacionadas.

Aunque la naturaleza inflamatoria de la EA y de otras artropatías es ampliamente conocida. No se puede decir lo mismo de los factores genéticos y ambientales que participan en su patogénesis.

Se han postulado diversas hipótesis dentro de las cuáles la más importante postula a la EA como una enfermedad que poseé un componente autoinmune en donde la molécula HLA-B27 presentaría los péptidos inmunogénicos específicos.

El HLA-B27 representa una familia de por lo menos 10 antígenos ligados estrechamente.

Esto conduce a la hipótesis de la variación molecular, la cual pudiera explicar por qué algunas personas HLA-B27+ desarrollan la enfermedad y otras no. Algunos subtipos asociados con la enfermedad presentarían péptidos artritogénicos a los linfocitos T reactivos.

Sin embargo, diversos estudios sugieren que la variabilidad alélica no tiene influencia sobre la susceptibilidad, sino más bien que secuencias estructurales compartidas por los subtipos B27 pudieran estar relacionadas con la etiología de la enfermedad.

Distribución de los subtipos HLA-B27

La distribución de los subtipos HLA-B27 varía fuertemente entre los diferentes grupos étnicos y algunos son exclusivos de poblaciones. Por ejemplo, el B*2701 y B*2708 son muy raros en casi todas las poblaciones, mientras que el B*2703 es exclusivo de poblaciones negras.

Por otro lado, el B*2704 y B*2706 están presentes en orientales, mientras que B*2702, B*2705, 09 y 10 exclusivos de poblaciones caucásicas, aunque el alelo B*2705 se encuentra presente en otras poblaciones y además es el más frecuentemente hallado.

En vista de la baja frecuencia de muchos de los subtipos HLA-B27 se dificultan los estudios de asociación con EA, pero se ha observado que en una determinada población un subtipo B27 puede mostrar una asociación positiva mientras que en otras poblaciones el mismo subtipo muestra una asociación negativa.

Esto puede ser el reflejo de la gran heterogeneidad de la enfermedad y de la posibilidad de que diferentes patógenos sean los agentes desencadenantes en diferentes áreas geográficas. Por todas estas consideraciones es importante caracterizar la presencia de los subtipos HLA-B27 en los diferentes grupos étnicos.

En Colombia no se ha realizado ningún estudio a este nivel y aprovechando las técnicas de biología molecular, que permiten actualmente la identificación clara de estos subtipos, nosotros los caracterizamos pacientes con EA de dos grupos étnicos de Colombia: mulatos y mestizos.

(Lea También: Avances Terapéuticos en las Inmunodeficiencias Primarias)

Se analizaron 59 pacientes con diagnóstico de EA y con tipificación serológica HLA-B27 positiva.

A partir del ADN se realizó la tipificación molecular (PCR/SSO) y obtuvimos que de 8 subtipos B27 estudiados solamente dos pudieron ser observados en las dos poblaciones colombianas: el subtipo HLA-B*2705 y B*2702.

No hubo diferencias estadísticamente significativas en la distribución de los subtipos entre los dos grupos étnicos estudiados siendo el HLA-B*2705 el más común en las dos poblaciones. Los resultados anteriores sugieren que los dos subtipos B27 más prevalecientes en pacientes con EA son el HLA-B*2705 y HLA-B*2702.

Estudios de asociación con los diferentes subtipos HLA-B27

Como una continuidad de estos estudios iniciales, en el Instituto de Investigaciones Inmunológicas de la Universidad de Cartagena. Además de analizar una mayor cantidad de pacientes para los estudios de asociación con los diferentes subtipos HLA-B27. Pensamos que es necesario investigar otras hipótesis como, por ejemplo. La posibilidad de que otros genes en desequilibrio de ligamiento cercanos al HLA clase I sean los responsables de la enfermedad y que estarían en ligamiento con el HLA-B*2705 y B*2702. Algunos de estos pueden ser los genes que participan en el procesamiento de los péptidos antigénicos (TAP y LMP).

Sería necesario utilizar técnicas más finas para la detección de los subtipos y de otros genes como por ejemplo le secuenciación.

Por otro lado, otras perspectivas de investigación que se refieran a la búsqueda de los péptidos artritogénicos de diferentes fuentes: bacterianos o péptidos derivados de proteínas propias que serían presentados por las moléculas HLA-B27.

Esto último se haría mediante el uso de ratones transgénicos y experimentos celulares. Con estos estudios más avanzados pudiéramos comprobar una de las hipótesis más recientes que se han postulado en la patogénesis de la EA y es que las moléculas HLA clase II son capaces de presentar péptidos propios derivados de las moléculas HLA clase I. A este nivel, los péptidos derivados del HLA-B27 pueden iniciar el proceso patogénico de la EA.

Las moléculas HLA-27 no participarían como presentadoras de péptidos artritogénicos sino como una fuente de ellos.

Ver más Revista de Inmunoalergia, CLICK AQUÍ

loading...

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!