La Tierra y sus Características

La Tierra y sus Características

La Tierra es el tercer planeta del sistema solar y el quinto más grande, pertenece al grupo de planetas denominados rocosos, junto con Mercurio, Venus y Marte; es decir, que son planetas que están conformados principalmente por metales y minerales.

Sin embargo, la característica que hace que este planeta sea tan especial, es que es el único con agua en su superficie; lo que ha permitido el desarrollo de vida.

Se estima que la Tierra se formó hace, aproximadamente, 4.500 millones de años, tiene un diámetro de 12.742 km; es el tercero en el sistema solar y su distancia del Sol es de 150 millones de kilómetros.

Otra característica importante de este planeta es su eje de rotación, la Tierra, así como el resto de planetas, giran sobre su propio eje; sin embargo, la Tierra tiene un grado de inclinación de 23.5 grados, lo que hace que en los dos hemisferios el sol tenga una orientación distinta, esto genera, a su vez, las estaciones.

La densidad y el magnetismo son otras características relevantes de este planeta, por una parte, su densidad promedio es de 5515 kg/m³, haciendo que sea el planeta más denso; y, por otra parte, es un campo magnético fuerte en comparación con los otros planetas.

Este campo magnético tiene una gran importancia para la conservación del planeta, pues resulta que lo protege del viento solar; es decir, un flujo de partículas atómicas que emite el sol y viajan por el sistema solar a gran velocidad. Estas partículas tienen una gran radiación que si impactara con la Tierra la supervivencia de cualquier especie sería muy difícil.

En ese caso, lo que hace el campo electromagnético es desviar esas partículas, además permite el uso de las brújulas. (Ver También: Origen y Evolución de la Tierra)

¿Cómo está Conformada la Tierra?

En su estructura interna, la Tierra está conformada por tres capas: núcleo, manto y corteza. En lo más interno se encuentra el núcleo que, a su vez, se divide en dos capas, un núcleo externo y uno interno. El interno es completamente sólido y contiene minerales como hierro y níquel, en el núcleo externo los metales, también el hierro y níquel, están en estado líquido.

Luego viene el manto que es la capa que cubre el núcleo, es una capa en la que se encuentran principalmente minerales y rocas semifundidas, por lo que el estado de esta capa es fluido y viscoso. Los principales minerales que se encuentran en el manto son hierro, magnesio y silicato.

La tercera capa es la corteza, la más externa de la Tierra, tiene un espesor promedio de 30km, aunque hay puntos que desciende a 5km y otros que asciende a 70km. Se caracteriza porque es rocosa y está conformada especialmente (95%) por silicatos, uno de los minerales que forman las rocas. (Ver También: Los Recursos Naturales)

Adicionalmente a esta división por capas, existe partes de la tierra con características especiales. Está, por ejemplo, la geosfera que es la parte sólida de la tierra conformada por las capas concéntricas que son el núcleo, manto y corteza.

Luego aparece la hidrosfera que es la parte del planeta constituida por los cuerpos de agua como océanos, ríos, mares, lagos, etc, presentes tanto en la superficie para debajo de ella. Como parte de la Tierra está la biosfera que es el espacio en donde se desarrolla vida; y la atmósfera que es la parte gaseosa del planeta, en la atmósfera terrestre se encuentran elementos como el oxígeno, nitrógeno y dióxido de carbono.

Movimientos de la Tierra

Existen dos movimientos principales que realiza este planeta, uno es el de rotación; es decir, la Tierra gira sobre su propio eje, haciendo que la exposición al sol no sea permanente en el mismo punto, por lo que presenciamos días y noches.

Y el segundo movimiento es de traslación, se refiere a que el planeta gira por toda su órbita solar, es decir, que le da la vuelta al sol, al llevarse a cabo una vuelta completa es lo que se contabiliza como 1 año.

Adicionalmente, la Tierra realiza otros dos movimientos muy sutiles e imperceptibles a los humanos, es la nutación, que es una oscilación del eje de rotación producto de la fuerza de gravedad, la luna y el sol. Y el movimiento de precesión que se da cada 25.776 años, en donde la inclinación del eje de la Tierra se inclina levemente.

Más Temas de Biología y Ciencias Naturales AQUÍ

Autor: Simón Parra

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!