Rituales para Atraer el Amor a tu Vida

El amor es un ámbito importante en nuestras vidas, quienes ya lo tienen son afortunados, pero para aquellos que todavía lo buscan, aquí te contamos rituales y amuletos para llamar el amor a tu vida:

Encontrar el amor:

Es más eficaz si lo haces en luna llena, es importante también que creas en lo que haces y te concentres, recuerda que la energía juega un papel muy importante. Necesitas una vela blanca, naranja y roja, rosas, agua de azahar, una piedra amatista y canela molida.

Coloca la vela naranja al lado izquierdo, la blanca en el centro y al lado de derecho la vela roja, aldedor de las velas haz un círculo con los pétalos de las rosas y rocíales el agua de azahar. Siéntate y pon frente a tí la amatista o cualquier otra piedra semipreciosa y échale encima la canela molida. Espera a que las velas se consuman y guarda la piedra, llévala siempre contigo.

Limón para el amor:

El limón, aunque sea ácido, es un elemento excelente para atraer y mantener el amor y la felicidad, este ritual es muy sencillo de hacer.

Necesitas tres limones pequeños que estén verdes y no tan amarillos y una copa para vino, debes poner los tres limones dentro de la copa vacía (por eso deben ser pequeños) y poner la copa dentro de tu habitación, el limón llama al amor. Cambia los limones cuando se comiencen a poner amarillos, ten presente que siempre deben ser 3 o máximo 5 limones, pero que sea en número impar.

Miel y Canela para la Seducción:

El amor y la seducción siempre van de la mano, por eso este sencillo ritual es ideal para atraer el amor a tu vida, realízalo en luna cuarto creciente, ambienta el ritual con música suave y romántica.

Necesitas una taza de agua, cuatro cucharadas de miel, cuatro cucharadas de canela en polvo, una vela rosa, una blanca y una roja, cinco gotas de tu perfume y un incienso de sándalo.

Mezcla el agua, la miel, la canela y las gotas de tu perfume, prende las velas y el incienso, báñate normalmente y al finalizar, échate la mezcla del agua sobre los hombros y deja que caiga por todo el cuerpo, espera unos minutos a que seque y luego enjuágate el cuerpo comunmente, es importante que en tu mente tengas solo cosas positivas para que tu energía también juegue un papel importante.

Repite este ritual una vez al mes.