Editorial, La Revista Pediatría

La Misma, pero Diferente

Juan Manuel Lozano, MD, MSc*
* Editor Revista Pediatría. Departamento de Pediatría y Unidad de
Epidemiología Clínica, Facultad de Medicina, Pontificia Universidad
Javeriana, Bogotá, Colombia.

Este número de la Revista, que en apariencia no es diferente a los anteriores, es el primero que se publica bajo un nuevo esquema de funcionamiento.

La Revista Pediatría, órgano científico oficial de la Sociedad Colombiana de Pediatría, tiene ya cerca de 13 años de publicación ininterrumpida.

Sus cuatro números anuales llegan sin costo adicional a cada uno de los miembros de la Sociedad en todo el país. Este logro se ha obtenido, en muy buena parte, gracias al trabajo arduo y continuo del Dr. León Jairo Londoño V., quien ha sido su editor por muchos años. Sin embargo, cambios en el entorno hacen necesario que la Revista se someta a un proceso de transformación.

La generación cada vez más acelerada de nueva información, producto de la investigación científica, conlleva retos para quienes quieren acceder a ella. ¿Cómo puede, entonces, un lector interesado encontrar lo que busca? Los índices de publicaciones científicas, tales como PubMed de la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, son uno de los principales medios para conseguir esto.
Hasta el momento, la Revista Pediatría no figura en ningún índice nacional o internacional. Esto hace que disminuya la lecturabilidad de lo que en ella se publica, lo que, a su vez, la hace poco atractiva para autores poco dispuestos a someter sus manuscritos a una publicación que no está indexada. Por otra parte, para ingresar a los índices las revistas deben cumplir con muchos requisitos, dentro de los cuales se cuentan acreditar periodicidad y publicar un número mínimo de artículos que informen los resultados de una investigación original. Esto genera un círculo vicioso: si la revista no está indexada no es atractiva para los autores, con lo cual no logra la periodicidad o el tipo de artículos necesarios para ingresar a los índices.

Teniendo en cuenta este aspecto tan importante, nuestra publicación se ha tomado la decisión de ingresar a los índices, empezando con Publindex1, el Sistema Nacional de Indexación de Publicaciones Científicas y Tecnológicas Colombianas coordinado por Colciencias, y luego con Lilacs2, la base de datos de Literatura Latinoamericana y del Caribe en Ciencias de la Salud coordinada por Bireme desde San Paulo, Brasil. Los requisitos que se deben cumplir para lograr esta meta son exigentes y variados. La Revista ya reunía muchos de ellos, pero no todos. A continuación, voy a describir los que considero deben ser conocidos por los lectores de la Revista, así como dos que solo se pueden cumplir con su ayuda, amigo lector.

Los índices exigen que toda publicación cuente con un comité editorial. Porcentajes establecidos de los miembros de este comité deben tener estudios de doctorado o su equivalente, deben ser ajenos a la “institución” que publica la revista (en este caso, no deben ser miembros de la Sociedad Colombiana de Pediatría), y deben acreditar la publicación de artículos de investigación original en revistas afines, pero diferentes a aquella en la que sirven como miembros del comité. Siete personas cuyas cualidades permiten cumplir con las exigencias mencionadas han aceptado formar parte del nuevo comité de la Revista. Sus nombres y créditos aparecen en la bandera de este número. Quiero reiterar mis agradecimientos, esta vez públicamente, a cada uno de ellos por haber aceptado. Habría sido un desatino estratégico y una falta de mínima cortesía haber prescindido de la invaluable experiencia del Dr. León Jairo Londoño para esta nueva y desafiante etapa de la Revista.

Agradezco que el Dr. Londoño haya aceptado seguir contribuyendo con la Revista como su gerente. Adicionalmente, otro requisito para lograr la indexación es que los manuscritos sean revisados y seleccionados a través de un mecanismo de evaluación por pares. Todos los artículos publicados en este número de la Revista Pediatría cumplen con este requisito. Su pertinencia y calidad técnica y editorial fueron revisadas por terceros con experiencia temática o metodológica. Y esto me lleva a referirme al primero de los requisitos para la indexación que demanda la ayuda de los lectores.

Los criterios establecen que la mayoría de los manuscritos sometidos deben ser revisados por pares que no forman parte del comité editorial, e incluso de la “institución” que publica la revista. Algunos de los lectores de este número verán ya publicados los manuscritos que revisaron recientemente. En el futuro, la Revista acudirá a ellos y a otros más para poder adelantar esta labor. Por anticipado agradezco su colaboración en este sentido, adelantando una revisión seria y profunda, pero expedita, de los manuscritos que reciban de la Revista. Desafortunadamente es imposible dar una compensación económica a los revisores por la evaluación de los manuscritos, por lo tanto, como reconocimiento a su contribución la Revista publicará en el último número de cada año los nombres de quienes adelantaron esta crucial labor (sin identificar el manuscrito que cada quien revisó). Ninguna revista puede publicarse si no recibe manuscritos. Y esto me lleva al segundo requisito que, de igual forma, solo se puede cumplir con su ayuda, apreciado lector. La Revista le extiende una invitación permanente a someter sus artículos para publicación. Con el objeto de facilitar el proceso se han diseñado nuevas instrucciones para los autores, que se pueden consultar en otra sección de este número y que se han preparado siguiendo las recomendaciones del Comité Internacional de Editores de Revistas Médicas (anteriormente conocido como “Grupo de Vancouver”)3. Seguir las instrucciones al preparar los manuscritos agilizará el proceso de revisión por pares y, por consiguiente, la publicación. Dados los requisitos de ingreso a los índices previamente mencionados, la Revista está especialmente interesada en recibir manuscritos que informen los resultados de investigaciones originales.

Finalmente, se ha decidido aprovechar la coyuntura para “poner a tono” las políticas editoriales de la Revista con las de la mayoría de las revistas de prestigio internacional. En la sección de instrucciones a los autores se describen las decisiones adoptadas por el comité editorial respecto a los criterios de autoría, el manejo de conflictos de interés por parte de autores, revisores y editores; los derechos de publicación, la protección de los derechos de los sujetos (humanos y animales) que participan en investigación biomédica y el registro de ensayos controlados antes de su publicación.

De nuevo, la adopción de estas políticas se acoge a lo recomendado por el Comité Internacional de Editores de Revistas Médicas.

Referencias

1. Servicio Permanente de Indexación. Sistema Nacional de Indexación de Publicaciones Científicas y Tecnológicas Colombianas (Índice Bibliográfico Nacional – Publindex), Colciencias. https://zulia.colciencias.gov.co:8080/lillium/htmlPublindex/indexl (Fecha de consulta: mayo 22 del 2006).
2. Base de Datos Lilacs. https://www.bireme.br/abd/E/elilacs (Fecha de consulta: mayo 22 del 2006).
3. International Committee of Medical Journal Editors. Uniform requirements for manuscripts submitted to biomedical journals: writing and editing for biomedical publication. https://www.icmje.org/ (Fecha de consulta: mayo 12 del 2006)

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!