Cáncer colorrectal

El cáncer colorrectal es uno de los principales tipos de cáncer en las mujeres. Su incidencia varía en diferentes regiones del mundo, con un rango ajustado a la edad de 3 a 33 por cada 100.000 mujeres1. <2+> Su incidencia aumenta considerablemente con la edad; la edad mediana al diagnóstico es de 70 años en los países desarrollados. Muchos factores de riesgo pueden tener impacto (antecedentes familiares, el tabaquismo, la obesidad, la dieta y el estilo de vida, etc.), y también la THM se menciona en este contexto. El Estudio de Salud de las Enfermeras, un gran estudio prospectivo observacional realizado en EE.UU., comunicó que el RR de cáncer colorrectal en las usuarias actuales  de hormonas era de 0,65 (IC del 95%: 0,50-0,83)2. <2 ++> En un meta-análisis de 18 estudios epidemiológicos de THM y cáncer colorrectal, el mismo grupo informó de una reducción del 20% (RR 0,80; IC del 95%: 0,74- 0,86) en el riesgo de cáncer de colon y un descenso del 19% (RR 0,81; IC del 95%: 0,72- 0,92) en el riesgo de cáncer de recto para las mujeres posmenopáusicas que habían tomado alguna vez la terapia hormonal en comparación con las mujeres que nunca usaron hormonas3. <2 ++> Los dos ensayos clínicos del estudio WHI (aleatorizado, controlado con placebo) proporcionaron datos sobre el cáncer de colon y THM que no estaban en consonancia con los estudios observacionales anteriores. Por un lado, el estudio E + P en mujeres con útero demostró un beneficio, con RR = 0,63 (IC del 95%: 0,43- 0,92) para las usuarias de hormonas4, pero por otra parte no hubo un efecto significativo del tratamiento solo con estrógenos sobre la incidencia de cáncer colorrectal en las mujeres  histerectomizadas (RR 1,08; IC del 95%: 0,75-1,55)5. <1+> La reducción del riesgo en el tratamiento con E + P fue predominantemente para la enfermedad local, y cuando se había producido la propagación había más compromiso de los ganglios y una etapa más avanzada en el momento del diagnóstico en las mujeres tratadas con THM. Datos adicionales de los estudios WHI han sido publicados en los últimos años, ya sea combinando los resultados de los ensayos clínicos y los estudios observacionales6, o combinando los ensayos clínicos con años adicionales de seguimiento posterior a la interrupción de la terapia7. El resumen de los resultados es que la THM produce un efecto insignificante o no tiene efecto clínico importante. Cabe señalar que todos los estudios de los Estados Unidos utilizan un medicamento hormonal específico, EEC y AMP. En un gran estudio observacional realizado en Francia, donde la mayoría de las mujeres tomaban  estradiol y progestágenos distintos al AMP, el uso alguna vez de THM (todos los tipos y rutas) no se asoció con el riesgo de adenoma o cáncer, pero el uso alguna vez de solo estrógenos se asoció con un mayor riesgo de adenoma (HR 1,22; IC del 95%: 1,05-1,41) y con una disminución en el riesgo de cáncer (HR 0,72; IC del 95%: 0,56-0,94)8. <2 ++> La tibolona es otro tipo de THM no estrogénica que a menudo se prescribe en Europa. Un estudio aleatorizado controlado con placebo, en mujeres con osteoporosis que usaban tibolona, registró resultados alentadores en relación con el riesgo de cáncer de colon, con un riesgo relativo de 0,31 (IC del 95%: 0,10-0,96)9. <1+> En conclusión, en general parece que hay un efecto beneficioso de la THM sobre el riesgo de cáncer de colon, pero los datos son inconsistentes con respecto al tratamiento solo con estrógenos. La THM no debe ser utilizada únicamente para la prevención del cáncer colorrectal.

Mensajes clave 

  • La mayoría de los estudios observacionales muestran menor riesgo de cáncer colorrectal entre las mujeres bajo THM por vía oral. [B]
  • Los resultados del estudio aleatorizado WHI con solo estrógenos no demostraron efectos sobre el riesgo de cáncer colorrectal. [A]
  • En el EAC de E + P del estudio WHI, el riesgo de cáncer colorrectal se redujo (RR 0,56; IC del 95%: 0,38-0,81). Este efecto fue predominantemente para la enfermedad local, y cuando se había producido la propagación había mayor compromiso ganglionar y una etapa más avanzada al momento del diagnóstico entre las usuarias de THM.
  • Los datos disponibles son limitados en relación con el efecto de la THM no oral sobre el riesgo de cáncer colorrectal.
  • El estudio LIFT (Intervención a largo plazo de las fracturas con tibolona) demostró que la tibolona se asocia con menor riesgo de cáncer de colon en mujeres de 60 a 79 años. [A]
  • La THM no se debe utilizar únicamente para la prevención del cáncer colorrectal.[D]

Cáncer de cuello uterino 

El cáncer cervical es el cuarto cáncer femenino más común a nivel mundial, y el séptimo cáncer más común en general, con más de 527.000 nuevos casos diagnosticados en el año 2012 (el 8% de los casos en la mujer y el 4% del total). Las tasas de incidencia de cáncer cervical son más altas en el este de África y más bajas en Asia occidental, Australia, Nueva Zelanda y Norteamérica1. <2 ++> El pico de edad de máxima incidencia para el desarrollo del cáncer cervical es de 30 a 35 años en los países occidentales y disminuye de manera estable después, aunque existe un segundo pico de incidencia en edades muy avanzadas. Los programas nacionales de cribado en muchos países desarrollados han dado lugar a una disminución significativa en las tasas de incidencia y, en particular, la incidencia en las mujeres mayores de 45 años ha disminuido considerablemente desde mediados de los años setenta1. El cuello uterino es una parte del tracto reproductor femenino que es muy sensible a los estrógenos.

<1 ++> Sin embargo, el efecto de los estrógenos en el cáncer cervical, que está fuertemente asociado con las infecciones por virus de papiloma humano (VPH), es poco conocido.

La investigación de la correlación entre THM y el riesgo de cáncer de cuello uterino se ha visto obstaculizada en mayor escala que la evaluación del uso de contraceptivos hormonales por dos problemas principales: en primer lugar, el uso predominante de THM es en los países ricos, donde el riesgo de cáncer de cuello uterino se ha reducido en gran medida por el cribado citológico; y en segundo lugar, existe la tendencia adicional de las usuarias de THM a ser vigiladas más estrechamente que las no usuarias. Estudios de cohortes a largo plazo no han demostrado aumento del riesgo de cáncer de cuello uterino con el uso de THM2. <2 ++> Los únicos datos relativamente sin sesgos sobre THM y el cáncer cervical y lesiones precancerosas provienen de los dos estudios aleatorizados, controlados con placebo, el WHI y el HERS (Estudio Corazón y Reemplazo con Estrógeno/Progestágeno). <1+> En el estudio WHI (brazo de THM combinada) con resultados citológicos evaluados durante un período de seguimiento de 6 años, la tasa de incidencia anual de cualquier anormalidad citológica en el grupo THM fue significativamente mayor que en el grupo placebo (HR 1,4; IC del 95%: 1,2- 1,6), pero no se encontraron diferencias en las tasas de incidencia de lesiones intraepiteliales escamosas de alto grado, comparables a neoplasia cervical intraepitelial 2/3 y cáncer3. También se observó una incidencia mayor, no significativa, de anomalías citológicas (HR 1,4; IC del 95%: 0,9-2,0) en las mujeres del grupo de THM en el estudio HERS, pero al igual que en el estudio WHI, el riesgo de cáncer de cuello uterino no se incrementó4.

La asociación entre THM y adenocarcinoma del cuello uterino no está aclarada. Recientemente, un estudio retrospectivo del registro finlandés, investigando mujeres posmenopáusicas (n = 243,857) con cinco años de THM, encontró un mayor riesgo de adenocarcinomas (SIR [razón de incidencia estandarizada] 1,83; IC del 95%: 1,24-2,59), mientras que el riesgo de carcinoma de células escamosas disminuyó (SIR 0,34; IC del 95%: 0,16-0,65)5. <2+> Se necesitan más estudios en esta área de investigación.

Mensajes clave 

  • En los EAC del estudio WHI y en el estudio HERS, no hubo un aumento en el riesgo de cáncer de cuello uterino con la THM. [A]
  • Los estudios de cohortes a largo plazo no han mostrado ningún aumento del riesgo de cáncer de cuello uterino con la THM. [B]

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!