Trabajos Originales: Autocuidado en el Paciente Infectado con el VIH Según la Teoría de Dorothea Orem

SELF-CARE IN THE HIV INFECTED PATIENT ACCORDING TO DOROTHEA OREM THEORY

Mirith Vásquez Munive*, Ángela Romero Cárdenas**, Aneth Rivas Castro***

Resumen

Se seleccionaron diez pacientes infectados con el virus del VIH, a quienes se entrevistó para valorar los requisitos de autocuidado: del desarrollo, universales y de desviación de la salud y las teorías de enfermería, a la luz del mode­lo de Dorothea Orem. La información de la entrevista es­tructurada se complementó con observación libre que fue registrada en un diario de campo y entrevistas no estruc­turadas las cuales fueron grabadas.

Se utilizó el método cualitativo etnográfico con pacientes diagnosticados mínimo seis meses atrás, considerado éste un lapso en el cual ya debían haber aprendido pautas de autocuidado.

En los condicionantes básicos se encontró que tienen pa­reja estable y pertenecen al régimen subsidiado, los requi­sitos de autocuidado del desarrollo evidenciaron que son una población joven de trabajadores informales, los requi­sitos universales muestran función respiratoria y gastroin­testinal comprometida, la desviación de la salud se nota en que el régimen terapéutico a veces no es eficiente aunque si efectivo, se encontró déficit de autocuidado en la dieta, la responsabilidad social y la autoestima, y se abordaron los problemas identificados utilizando el sistema de en­fermería de apoyo educativo.

Palabras clave: VIH, autocuidado, enfermería, sistemas de enfermería, déficit de autocuidado.

ABSTRACT

Ten HIV infected patients underwent a structured inter­view to assess self-care requisites: development, univer­sal, and health deviation, and nursing theories according to the Dorothea Orem model. The structured interview in­formation was supplemented with free observation which was registered in a field journal, and recorded unstruc­tured interviews.

A qualitative ethnographic approach was used in patients diagnosed no less than six months previously, consider­ing that this period was sufficient to have learned self-care guidelines.

Under the basic determinants it was found that they had a stable partner and that they belonged to the subsidized regimen of the National Health Social Security System, that the self-care requisites of development showed that they were young informal workers, that the universal requi-sites demonstrated compromised respiratory and gastro­intestinal function, the deviation of health showed that the therapeutic regimen although sometimes not efficient was effective, that self-care deficit was found in the diet, social responsibility and self-esteem, and that the identi­fied problems were approached utilizing the support of the nursing education system.

Key words: HIV; self care; nursing; nursing systems; self-care deficit.

Introducción

Aunque se viene trabajando en el ma­nejo del VIH como una patología que afecta gran parte de la población mun­dial, aun no se ha dado respuesta a su efecto pandémico. A pesar de que la magnitud del problema tiene pro­porciones gigantescas, el porcentaje mundial de personas que viven con el VIH se ha estabilizado desde el año 2000; en 2007, se registraron 2,7 millo­nes de nuevos casos de infección por el VIH y 2 millones de fallecimientos relacionados con el SIDA, considerán­dose que a medida que aumentó el acceso al tratamiento en los últimos diez años, disminuyó el número anual de fallecimientos.(1)

Según la Comisión Temática del Fo­rum, en el mundo hay infectadas trein­ta y seis millones de personas, de las cuales veinticinco millones están in­fectadas en África, y América Latina aporta dos millones al total de infec­tados,(2,3) considerándose Colombia uno de los países latinoamericanos con mayor prevalencia del virus; en número de infectados nuestro país ocupa el ter­cer lugar en orden descendente, des­pués de Brasil y México, por lo que se hace necesario incrementar el com­promiso gubernamental y de la socie­dad civil para erradicar la transmisión de la enfermedad.(1)

En la lucha contra el VIH/SIDA hay que aunar esfuerzos políticos, econó­micos, administrativos y sociales;(2,4,5) dado que es una patología agresiva que afecta a la población en general y si se logran unir los estamentos mundia­les aportando políticas sociales inte­grales se podrá disminuir la inciden­cia de portadores y enfermos. El VIH se convierte entonces en un evento patológico del cual se debe conocer su curso, tratamiento y evolución(2,5) pero aún más importante, es entender cómo se encuentra el paciente enfer­mo, cómo son sus formas de autocui­dado y qué hace para mantener sus condiciones de salud en un medio tan agresivo donde debe enfrentar into­lerancia, discriminación y desigualdad social, entre otros.

Es una realidad en el mundo entero, que a las personas sanas, se les niega el acceso a la prevención y a los enfer­mos, se les niega el ingreso a progra­mas de tratamiento oportuno y ade­cuado, violando los derechos huma­nos, los derechos a la salud, a la vida y a la dignidad.(6-8) La infección por VIH requiere un tratamiento oportuno, así como aprendizaje de pautas de auto­cuidado como estrategia prioritaria para que el enfermo se mantenga en las mejores condiciones.

Estas consideraciones motivaron el pre­sente estudio para abordar el autocui­dado según los planteamientos de Orem en su teoría general de enfermería. Según Orem, el autocuidado conside­ra la participación activa de las per­sonas en el cuidado de su salud y como responsables de decisiones que con­dicionan su situación. La promoción de la salud, hace necesaria la indivi­dualización de los cuidados, la impli­cación de los usuarios en el propio plan de cuidados, y otorga protago­nismo al sistema de preferencias del sujeto.(6)


* Enfermera, Magister en Enfermería con énfasis en Materno perinatal, Especialista en Epidemiologia, Coordinadora de Extensión, Docente Universidad del Magdalena
** Enfermera, Magister en Desarrollo Social, Magister en Ciencias de la Sociedad y Educación, Coordinadora Académica Facul­tad de Salud, docente de la Universidad del Magdalena.
*** Enfermera, Magister en Enfermería con énfasis en Cuidado Crónico, Especialista en Cuidado Crítico, Especialista en Ne­frología, Directora de Posgrados de la Facultad de Ciencias de la Salud, Docente Universidad del Magdalena.

Correspondencia: [email protected]
Recibido: marzo 2010
Aceptado para publicación: marzo de 2010.
Actual. Enferm. 2010; 13(3):7-15

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!