Alimentación Temprana con Fórmula sobre las Enfermedades Durante la Niñez

Influencia de la Lactancia Materna Exclusiva: Parte I

Ana María Segura rosero, md.
clarissa maestre, md.
Carlos cure Cure, md.
Hernando Latorre Padaui, MD

Universidad Metropolitana
División Ciencias de la Salud
Posgrado de pediatría
Barranquilla, 2002

Introducción

La lactancia materna es la primera experiencia que comparte un recién nacido con su madre, y de que esta práctica sea confortable y satisfactoria depende el bienestar emocional de madre e hijo.

Además, a través de la lactancia, la madre no sólo se transmite emocionalmente a su hijo. Sino que también le da los requerimientos necesarios para mantener su metabolismo y el crecimiento normal.

La lactancia materna sigue proporcionando ventajas prácticas y psicológicas que la madre debe tener en cuenta al elegir el tipo de alimentación.

La leche humana es la más apropiada de todas las leches disponibles para el recién nacido, porque está exclusivamente adaptada a sus necesidades.

La leche materna es el alimento natural para los recién nacidos a término durante los primeros meses de vida, siempre está fácilmente disponible, a la temperatura adecuada y no hay que dedicar tiempo para prepararla; está libre de micro-organismos y por tanto reduce el riesgo de trastornos gastrointestinales.

Aunque existe una mínima o nula diferencia entre la tasa de mortalidad en los recién nacidos bien cuidados alimentados con biberones y la de los alimentados con pecho. En los grupos socio-económicamente más bajos y en los que existen malas condiciones sanitarias la probabilidad de sobrevivir es mayor para aquellos que han sido alimentados al pecho.

Los efectos protector y de salvavidas de la leche materna frente a los patógenos entéricos asociados a la diarrea grave están más demostrados en los países en desarrollo o en los que no es fiable ni el aporte de agua potable ni la recogida eficaz de los desechos humanos.

La alergia y la intolerancia a la leche de vaca induce a:

trastornos importantes y dificultades alimentarías que no se observan en los recién nacidos alimentados al pecho. Los síntomas son diarrea, hemorragia intestinal y melenas ocultas.

Los vómitos, los cólicos y los eczemas atópicos son menos frecuentes en los recién nacidos que toman leche humana.

Los lactantes alimentados exclusivamente al pecho durante por lo menos los primeros cuatro meses de vida presentan una menor incidencia de otitis media en el primer año de vida, al igual que a una menor incidencia de neumonía, bacteremia y meningitis y otros trastornos crónicos de la vida adulta.

Desafortunadamente lo que se observa en nuestra ciudad, y especialmente en los hogares de estratos socio-económicos medios y altos, es poca aceptación de la lactancia materna como alimento único necesitado por el bebé durante sus primeros meses de vida, por lo cual, a través de este trabajo se busca encontrar la prevalencia de esta práctica en nuestra población y cuáles son las patologías asociadas al consumo de leches de fórmula a temprana edad, para hacer recomendaciones basadas en la evidencia regional.

Al terminar este estudio, se espera demostrar cuáles son las patologías frecuentemente asociadas al uso temprano de fórmulas lácteas artificiales, a diferencia de aquellos que recibieron lactancia materna exclusiva hasta los cuatro meses de vida.

(Lea También: Ventajas de la Lactancia Materna para la Salud del Niño y de la Madre)

Formulación del problema

Indudablemente la lactancia natural es la mejor opción para alimentar al niño durante el primer año de vida. Pues le aporta importantes ventajas como son la superioridad nutricional, ausencia de agresión físico-química y antigénica. Apoyo inmunológico específico e inespecífico, apoyo al crecimiento y desarrollo del tubo digestivo y prevención de morbimortalidad.

Además, aporta grandes ventajas para la madre como recuperación física postparto, espaciamiento de los embarazos y menor probabilidad de cáncer mamario.

La lactancia ofrece un espacio para mayor interacción entre la madre y el niño, lo que influye en el establecimiento de vínculos afectivos y en el desarrollo psicomotor.

Debido a todas estas ventajas, es importante conocer cómo es la situación de la lactancia materna en nuestra región, qué tan aceptada es por nuestras madres, y qué repercusiones tiene este comportamiento sobre la salud de los niños?.

Por medio de este trabajo se busca identificar cuáles son estos factores benéficos en nuestro medio. Para promover que el cuerpo médico apoye enérgicamente la lactancia materna en las diferentes instituciones de nuestra ciudad. Y que además lo concientice de suspender la práctica, hoy en día tan arraigada, de suministrar biberones con fórmulas lácteas a los neonatos en lugar de llevárselos a las madres a que los lacte o en el caso de estar imposibilitada para ello practicar el ordeñe de sus glándulas mamarias.

Ver más Revista de Inmunoalergia, CLICK AQUÍ

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!