Artículos Científicos: “Los métodos Psicosomáticos en la Educación para la Maternidad”

Académico Carlos Roberto Silva Mojica*
* Sesión solemne del 3 de julio de 2003 con motivo de su posesión como Miembro Honorario.

Es para mí un alto honor el ser recibido en esta Corporación y me siento enormemente emocionado de pertenecer a la Academia a la que han sido integrantes doctores muy famosos entre los cuales están los más ilustres profesores. Considero la decisión de la Academia de haberme recibido como un reconocimiento a todo mi trabajo en el estudio de los métodos psicosomáticos, trabajo que he venido desarrollando a través de 45 años, en los cuales he dado pasos adelante, atrás, he cometido errores, he hecho innovaciones, he abierto nuevos horizontes y aún sigo estudiando y buscando la verdad. Aprovecho esta oportunidad también para darle las gracias al señor Presidente por la amable presentación. Igualmente me siento muy complacido al saber que es el doctor Fernando Sánchez el que hace el comentario a mi trabajo. El doctor Sánchez es uno de los obstetras más eminentes que tiene el país, profesor Emérito, ex Decano de la Facultad de Medicina y ex Rector de la Universidad Nacional de Colombia.

Quisiera también aprovechar esta ocasión para dar agradecimientos a algunas personas que han colaborado en mi trabajo, especialmente a las instructoras de psicoprofilaxis tales como Cecilia Silva y Duña Casas, quienes han dirigido los cursos, tanto para la preparación de las madres como para la preparación de instructoras.

Quiero hacer un reconocimiento muy importante a mi esposa, quien ha estado siempre al pie mío y colaborando en todos mis trabajos, tanto en la parte de computador como en la elaboración de diagramas”.

Inicio mi presentación con unas palabras de Maimónides, como guía de mis actuaciones en el desempeño, tanto en la Academia como en mi vida profesional y particular: “Oh Dios, haz que sea moderado en todo pero insaciable en mi amor por la ciencia. Aleja de mí la idea de que todo lo puedo. Dame la fuerza, la voluntad y la oportunidad de ampliar cada vez más mis conocimientos a fin de que pueda procurar mayores beneficios a quienes sufren”.

A continuación haré un resumen de los principales métodos psicosomáticos y su evolución a través del Equipo Médico de Educación para la Maternidad EMESFAO. La finalidad se muestra a través del logotipo, empleado desde que se fundó el equipo, que representa una idea y una imagen que tiene toda mujer en su corazón y en su mente de un hijo y la finalidad del ejercicio de los obstetras, proteger la salud y la vida de la madre y el hijo.

Resumen histórico

El método psicoprofiláctico se originó en Rusia en 1947 y fue estructurado por los científicos Nicolaiev, Velvosky y Platonov, discípulos de Ivan Pavlov, quien recibió el Premio Nobel de Medicina por sus estudios sobre los reflejos condicionados y sobre la fisiología de la actividad nerviosa superior. Ellos se propusieron aplicar las teorías de su maestro sobre los condicionamientos corticales en el manejo y atención de las embarazadas, con la finalidad principal de prevenir o suprimir el dolor del parto. A este respecto anota Schwarcs que el nombre de parto sin dolor, con el que lo designaban los autores rusos y franceses, es inexacto porque involucra una promesa que no siempre se puede cumplir.

De acuerdo con este concepto considero que la finalidad principal del método no consiste en la supresión del dolor, sino en las favorables repercusiones que el aspecto educativo del mismo ejerce sobre la psicología y el comportamiento de la embarazada.

A medida que el procedimiento se fue poniendo en práctica en varias partes del mundo civilizado, se fueron recogiendo muchas observaciones serias que ponían en duda la efectividad del método en cuanto a la supresión del dolor del parto, de ahí que se le propusieran otras denominaciones tales como preparación psicoprofiláctica de las embarazadas, parto soportable, parto humanizado, parto condicionado o método Lamaze, en sustitución del método parto sin dolor, que aún hoy en día defienden los franceses. EMESFAO, desde hace ya más de una década, ha adoptado esta denominación, propuesta por Aguirre de Cárcer, de la Escuela Española de Sofrología: Educación para la Maternidad, más de acuerdo con la finalidad y los resultados del método.

Pero debemos señalar que el verdadero pionero de los métodos psicosomáticos en obstetricia fue el doctor Grantly Dick Read de Londres, quien desde 1929 dio a conocer su original método, que él denominó Parto Natural o Parto sin Temor con base en el Síndrome Temor-Tensión-Dolor y da, como causa primordial del dolor del parto, el temor de la mujer en general a este evento, inducido por la educación, la religión y la ignorancia respecto a los procesos fisiológicos del embarazo y del parto.

Los rusos, en cambio, explicaron el dolor del parto como el resultado de un reflejo condicionado producido por la palabra, o sea, por la educación y la cultura, con base en los hallazgos de Pavlov y Platonov, que la palabra en el hombre actuaba como un “segundo sistema de señales”, con características físicas y fisiológicas y, por tanto, con capacidad de producir condicionamientos.

Los dos métodos, el inglés y el ruso, son muy semejantes por cuanto ambos tienen una finalidad educativa y, en la práctica, también son muy similares: ambos emplean gimnasia y técnicas de relajación y de respiración. La diferencia está en la interpretación de la etiología y la neurofisiología del dolor del parto y en algunas otras sutilezas.

Otros métodos psicosomáticos

• La hipnosis, de la cual se derivó el método psicosomático, y que aún se practica en países como Estados Unidos, Argentina y Brasil, entre otros.
• El entrenamiento autógeno que emplea la técnica de relajación de Schultz.
• El método de Bradley basado en los principios de Read, que asigna un importante papel a los esposos al responsabilizarlos de la preparación y del apoyo prestado a la esposa durante el parto.
• El método de parto sin violencia o método de Leboyer, orientado especialmente a prevenir el estrés en el neonato, pero que es un buen complemento de los otros métodos.
• La sofrología, estudio de la mente tranquila, que aplica la técnica de la relajación dinámica de Caycedo, basada en Schultz y en el yoga.
• El parto instintivo o parto en el agua, preconizado por Michel Odent en Francia, en el cual se da una gran importancia a la relación médico-paciente, al contacto afectivo y al trato humano con la embarazada, prescindiendo de toda acción educativa que Odent la considera innecesaria, puesto que lo más importante es reunir algunas condiciones especiales del medio que le permitan a la parturienta poner en marca sus fuerzas instintivas, que la llevarán a un parto normal, espontáneo, sin medicación y sin intervencionismo en la mayoría de los casos.

Los métodos psicosomáticos en Colombia.

Labor de EMESFAO

EMESFAO introdujo en Colombia la práctica de los métodos psicosomáticos en obstetricia. Fue fundado por el doctor Carlos Roberto Silva Mojica con la colaboración de los doctores Miguel Álvaro Fer-nández Bastidas, Belisario Calderón, Alberto Gómez Tamayo, Guillermo López Escobar, Guillermo Lesmes y Cecilia de Mojica. Este grupo se denominó en un principio “Equipo Médico de Estudios Psicofísicos de Analgesia Obstétrica”, pues su finalidad experimental y de investigación consistió en lograr la indolorización del parto por medio de los métodos psicofísicos, especialmente del método psicosomático. Actualmente se denomina, por las razones expuestas anteriormente, “Equipo Médico de Educación para la Maternidad”. Los integrantes de este equipo han practicado en forma experimental los otros métodos mencionados antes y algunos colaboradores y discípulos, Carlos Guevara y Mabel Vallejo, tienen experiencia con el parto instintivo y con el parto en el agua, según los principios de Odent.

La actividad principal del equipo ha sido enfocada hacia la enseñanza y la práctica del método psicosomático, desarrollando los siguientes programas:

• Cursos de especialización en psicoprofilaxis obstétrica dictados a profesionales de la salud.
• Cursos para preparación de embarazadas, que se han venido dictando permanentemente, desde la fundación del equipo.
• Publicación de dos libros sobre métodos psicosomáticos, de los cuales se han hecho varias ediciones.
• Organización de varios simposios sobre educación para la maternidad.
• Participación en congresos nacionales e internacionales, para presentar las experiencias de EMESFAO.ç
• Publicación de los resultados, especialmente en la Revista de la Sociedad Colombiana de Obstetricia y Ginecología.

La Academia Nacional de Medicina, a raíz de un trabajo que presentó el doctor Alberto Cárdenas en 1965, recomendó que todos los hospitales de maternidad en el país adoptaran el método psicoprofiláctico como la mejor medida de proteger la salud de la madre y el niño.

El Método En La Práctica

Bases del condicionamiento

El condicionamiento se efectúa por medio de estos cuatro elementos básicos, a partir de los 7 meses de gestación:

1. Educación sobre los procesos del embarazo y del parto como fenómenos naturales y fisiológicos en la mayoría de los casos. Estas explicaciones aclaran dudas y disipan temores y falsos conceptos de las embarazadas.
2. Relajación neuromuscular como proceso activo de la corteza cerebral, que inhibe la percepción al dolor y tranquiliza a la embarazada.
3. Respiración dirigida y controlada, como activación cortical indolorizante y como factor adecuado de oxigenación materno-fetal.
4. Gimnasia como entrenamiento físico, que logra una mejor adaptación del organismo materno a las demás situaciones fisiológicas del embarazo, parto y puerperio.

Educación Teórica

El condicionamiento de las embarazadas por medio de la educación se consigue a través de clases teóricas en las cuales se tratan los siguientes temas:

1. Anatomía y fisiología del aparato genital femenino
2. Ovulación. Ciclo menstrual
3. Fecundación y embarazo
4. Mecanismo y tiempos del parto
5. Comportamiento en el parto
6. Procedimientos indolorizantes, analgesia y anestesia obstétricas
7. Lactancia materna natural
8. Puericultura
9. Estimulación sensorial en perinatología (in utero y en el neonato), teniendo en cuenta el concepto del profesor Plata Rueda, quien consideraba que ésta no es una actividad para fabricar niños precoces en las clases sociales altas, sino que forma parte de la atención primaria de la salud para lograr el desarrollo integral de todo niño como ente bio-psico-social
10. Planificación familiar.

¿Qué se obtiene con la preparación?

En la mujer que no ha recibido preparación observamos reacciones físicas, emocionales y psíquicas como, actitud de miedo, angustia y temor; expresiones de pánico y de desesperación; emisión de gritos, gemidos y en ocasiones verdaderos alaridos; su aspecto es de dolor y sufrimiento, con dilatación pupilar, agitación motora, aceleración del pulso y temperatura alta con sudoración profusa.

Como contraste, lo que realmente se observa en la mujer bien preparada es una actitud tranquila, serena, calmada, segura y equilibrada. Puede presentar episodios de descontrol pasajero, fácilmente superables con buen apoyo psicológico por parte de la instructora o del obstetra.

Se observa así un parto disciplinado y desmitificado.

Requisitos para el buen resultado

La educación para la maternidad es un trabajo en equipo en el que interviene la embarazada, el esposo, la instructora, el obstetra, el pediatra, el psicólogo y el personal de la clínica u hospital. Se necesitan condiciones ambientales con una buena coordinación en los procedimientos.

Hoy en día la dirección de los cursos está a cargo de las instructoras, profesionales con gran experiencia.

Los autores rusos y franceses consideran que los verdaderos buenos resultados sólo se obtendrán cuando este tipo de educación para la maternidad se extienda a todos los estratos sociales, incluso a partir de los primeros años de educación secundaria.

Conclusiones

Actualmente no interesa el dolor, se ha avanzado mucho en la anestesia, especialmente en la peridural la cual da seguridad. Lo que interesa es un parto tranquilo y soportable.

Una buena preparación psicoprofiláctica evita la extralimitación y el uso de sedantes y analgésicos.

El profesor Caldeyro, lo mismo que algunos europeos, precisaron que la posición de decúbito dorsal es cómoda para el obstetra y no para la mujer. La posición semivertical o vertical hace que el parto sea mucho más rápido.

La educación para la maternidad presenta un aspecto muy importante del concepto de humanización de la obstetricia.

Facilita la práctica obstétrica puesto que se logra un parto más normal y espontáneo, con menos medicación.

Se presenta menos complicaciones materno-fetales tales como distocia dinámica, shock, retención de placenta, hemorragias y sufrimiento fetal.

Efectos favorables para el neonato pues mejora la calidad de vida en varios aspectos: físico, neurológico y emocional.

Se obtiene mayor responsabilidad paterna y mayor estabilidad conyugal.

Se obtiene una mejor lactancia materna lo que implica repercusiones favorables en la salud física y emocional del niño.

La psicoprofilaxis obstétrica no está reñida con todos los avances tecnológicos de la obstetricia moderna, por el contrario, no está de acuerdo con técnicas primitivas que en busca de un mal entendido parto natural descuidan elementales normas de supervigilancia materno-fetal.

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!