Cómo Operar en el Mercado Forex en 5 Pasos

Cómo operar Forex

Forex (mercado internacional de divisas) es el mayor mercado financiero del mundo. Por sus particularidades, es uno de los mercados favoritos de los inversores institucionales y minoristas.

Al tener una liquidez extraordinaria, supone el campo de batalla ideal para que un trader se curta antes de lanzarse a mercados menos líquidos y más complejos. En este artículo hablaremos de cómo operar en el mercado Forex paso a paso para que puedas aprovechar las ventajas que ofrece este fascinante mercado.

Primer paso: informarse sobre el mercado Forex

Análisis técnico Forex

Fuente: Pixabay

Lo primero que debemos hacer es informarnos sobre las particularidades del mercado Forex. Es importante entender qué es y qué características tiene para sentar las bases de nuestra operativa. A grandes rasgos, el mercado Forex es el mercado mundial descentralizado de divisas internacionales, como el euro, el dólar, el yen o la libra.

Abre de lunes a viernes las 24 horas del día, lo que le diferencia de los mercados bursátiles tradicionales, con horarios de apertura mucho más restringidos. Es el mercado con mayor volumen de transacciones del mundo y permite operar con grandes apalancamientos.

Segundo paso: informarse sobre cómo operar con CFDs en Forex

La manera más sencilla de operar en Forex es mediante el uso de CFDs (siglas en inglés que en español significan contratos por diferencias). El contrato por diferencias es un instrumento financiero muy versátil que nos permite ganar dinero tanto cuando el mercado sube como cuando baja. Replican exactamente el precio al contado del activo en cuestión. Los hay sobre acciones y sobre divisas (haz clic aquí si deseas obtener información más detallada sobre los CFDs).

En el mundo Forex, los CFDs brillan con especial fuerza, ya que permiten niveles de apalancamiento óptimos para multiplicar nuestra capacidad operativa. El apalancamiento es una propiedad de los CFDs que nos permite abrir posiciones de compra o de venta por mayor valor del capital que tengamos depositado en nuestro bróker online.

Hay que advertir a los operadores más novatos que es un arma de doble filo, ya que multiplica nuestros beneficios cuando acertamos en la dirección de mercado, pero nos puede llevar a incurrir en pérdidas superiores al capital depositado en caso de estar equivocados. Ahora bien, con un uso responsable, es una de las propiedades más poderosas de creación de riqueza de los contratos por diferencias. Es decir, el apalancamiento no es malo per se.

Tercer paso: abrir una cuenta demo

Una vez que ya conozcamos los entresijos teóricos del Forex y de los CFDs como instrumento operativo, pasaremos a abrir una cuenta demo con el bróker de nuestra elección. Abrir una cuenta demo es gratis y no exige compromiso alguno por nuestra parte, por lo que constituye una gran herramienta para curtirnos sin peligro en el arte del trading de Forex.

Lo más recomendable es estar un par de meses operando en modo demo, llevando un registro escrito de todas nuestras operaciones para conocer nuestros puntos débiles y adquirir soltura en el manejo de la plataforma operativa.

Cuarto paso: estudiar patrones e indicadores de análisis técnico

Cuando ya lleves unos días descubriendo tu cuenta demo y todas sus funcionalidades, el siguiente paso recomendable es estudiar los principales patrones e indicadores del análisis técnico. Por análisis técnico se entiende el estudio mediante gráficos del movimiento que realiza la cotización de un activo financiero cualquiera.

Los movimientos de los precios se suelen representar en los gráficos mediante barras o velas japonesas. Aportan muchísima información sobre el sentimiento del mercado (alcista, bajista o lateral) y son imprescindibles para triunfar en un mercado tan competitivo como Forex.

Cómo operar mercados Forex

Fuente: Pixabay

Existen, además, multitud de patrones de barras o velas japonesas que tienen diversos grados de probabilidad de traducirse en movimientos determinados: patrones hombro-cabeza-hombro, triángulos simétricos, cuñas, banderines, doble suelo, doble techo, etc.

También hay muchos indicadores que pueden confirmarte lo que veas en el gráfico de barras o de velas japonesas, como el RSI, el MACD, el estocástico, las medias móviles simples y exponenciales, etc.

No te agobies, son muchos los nombres nuevos que irás descubriendo en tu formación como operador. Puedes iniciarte en el apasionante mundo del análisis técnico con El inversor visual, una de las obras más didácticas del célebre analista estadounidense John Murphy.

Quinto paso: comenzar a operar en modo real

Una vez que hayas completado los pasos anteriores, ya estarás listo para lanzarte al mercado Forex en modo real. Es recomendable, no obstante, empezar con cantidades muy pequeñas, para que vayas conociendo cómo reacciona tu mente ante las pérdidas o ganancias de dinero real.

Es algo que en una cuenta demo no se puede experimentar. Una mala psicología de trading ha llevado a más de un operador a la bancarrota, así que presta mucha atención a sentimientos como el pánico o la euforia cuando operes con munición real. Recuerda, Roma no se construyó en una hora. La paciencia, los conocimientos teóricos y la experiencia práctica serán tus mejores aliados para tener éxito en tu aventura inversora.

Ver más temas de Comercio
loading...

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!