A Claudia García la Acosaron en México

Claudia García

Dentro de ese país no solo rechazó a un alto ejecutivo que la perseguía, sino que lo hizo echar, y durante unas vacaciones en Miami con su novio José Gaviria y su hermana Danna obtuvo el protagónico de Amor discos.

Claudia es la protagonista de Amor discos. Y al igual que en la vida real, en la novela vive un romance con un productor musical.

Ya en México, dejó de ser la niña tímida e insegura, y se convirtió en una mujer madura e independiente.

Allá, además del ajetreo laboral, tuvo que aprender a vivir sola y a ser responsable, y llegó dispuesta a demostrar todo lo que sabe. «Antes de irme estaba confundida, veía todo nublado, no sabía por dónde coger.

Para mí, ir a México fue despertar a lo que soy, pude conocerme, saber lo que es luchar; descubrí que soy una persona valiosa, que tengo posibilidades.

Antes era muy tímida, encerrada, me daba miedo la gente y enfrentarme a la vida, pero ahora hasta mi mamá se sorprende de lo mucho que he cambiado».

SU VIDA EN MÉXICO

En el país azteca le fue bien. Ingresar al medio artístico le resultó más fácil de lo que pensaba, aunque no faltaron las anécdotas desagradables.

Recuerda que cuando tuvo la oportunidad de trabajar en televisión su carrera casi se frustra por un incidente personal, pues un alto ejecutivo de una empresa de televisión intentó sobrepasarse con ella.

«Salí corriendo porque sencillamente pensé que no estaba tan urgida de fama como para ponerme a aceptar un tipo de propuestas de esas. Ese fue un episodio desagradable, pero a la vez fue provechoso porque me dio publicidad. Lo único que digo es que ese señor ya tenía fama y fui la única que denunció ese abuso y, gracias a Dios, ya fue castigado y lo echaron de la empresa».

Posteriormente, la llamaron para hacer la presentación de un programa. Empezó a hacer especiales musicales, y cuando supieron que hablaba inglés y que había estudiado periodismo; la contrataron para que transmitiera Viña del Mar, los premios Oscar y los Grammy.

Estaba en Miami disfrutando en compañía de su hermana Danna y de su novio José Gaviria una corta temporada de vacaciones, antes de protagonizar una obra de teatro; cuando la llamaron de Cenpro exclusivamente para el papel principal de Amor discos.

Necesitaban una mujer que cantara, actuara y que fuera bonita, y por eso la convencieron.

Así que habló en México, aplazó sus proyectos, dejó las puertas abiertas y se vino a Colombia. «Me tentó que la novela fuera musical, que fuera sobre una cantante, y en Colombia, porque cuando uno está en el exterior le empieza a dar colombianitis».

«REALIZADA Y FELIZ»

En este momento, Claudia se siente realizada y feliz: su carrera pasa por un buen momento, está al lado de sus padres y tiene una relación estable con su novio; que además de equilibrio emocional, la hace ver el mundo de otro color.

La actriz y cantante le confesó a Tv y novelas que está muy bien con su novio, José Gaviria, y que le gusta trabajar con Kike Vivaldi, ex novio de Danna.

Curiosamente, la trama de la novela se parece a su vida con José Gaviria. «Es mi historia pasada a novela.

Tiene la parte del romance con el productor y tiene de mí que muchas veces Gloria puede parecer antipática, pero por dentro es muy sensible, buena e inteligente».

Y aunque al principio se desconcertó cuando le dijeron que su compañero sería Kike Vivaldi, porque ella tenía de él la imagen de un muchacho muy joven; cuando lo vio, quedó sorprendida. «Además, lo conozco desde hace mucho tiempo, hay muchísima química, y eso es muy importante.

Kike fue novio de Danna. Entonces es como estar en familia y me siento tranquila de estar trabajando con alguien decente, que conoce a mi novio y a mi familia. Aparte, creo que hacemos muy buena pareja».

Y aunque no lo pensó dos veces a la hora de dejar en México, lo que ya había conseguido, fue su mamá la que le puso condiciones para venir: «Si te regresas, no te voy a dejar salir sola ni al parque de la 93, ni a salir a comer, ni te dejo salir de noche; si te regresas, es a trabajar y a la casa».

Claudia aceptó perder parte de su independencia, y regresó. Pues tanto Danna como ella siguen aceptando la estricta vigilancia de su madre, que no las deja salir solas ni a la esquina, por miedo a la inseguridad del país.

SUS COSAS

Y pese a que ya no podrá tener los amigos, y la vida social de México, para Claudia no será un sacrificio estar sola con su madre. Pues en el extranjero aprendió a aprovechar esos momentos tocando su guitarra, leyendo sobre historia y música, o reflexionando sobre su vida. Además, es poco rumbera.

Por lo pronto, le gustaría darse el lujo de no tener miedos. Pues, como cualquier ser humano, teme que algún día pueda perder a su familia, a fracasar, a perder su amor. Asimismo a salir a la calle y que la atraquen. «Me gustaría estar exenta de eso, porque eso te hace ser más amorosa». Pero ella cree en Dios y en la justicia.

Por eso se aferra a ellos. Y aunque es consciente de que muchas veces puede parecer engreída, es una mujer justa a la que le gusta luchar por lo que quiere. Siente orgullo al decir que, así como se ha caído muchas veces, se ha levantado de la misma manera.

 

Más Archivos Históricos de Farándula AQUÍ

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!