Editorial, Comunicado a la Opinión Pública sobre el Trabajo de Investigación de la Fundación Instituto de Inmunología de Colombia

Bajo la Dirección del Académico Honorario Dr. Manuel Elkin Patarroyo Zoilo Cuéllar-Montoya, M. D. Presidente Academia Nacional de Medicina

Zoilo Cuéllar-Montoya, M. D.
Presidente Academia Nacional de Medicina

En la noche del 14 de junio del presente, en la sesión especial de la Academia Nacional de Medicina de Colombia, en el Auditorio César Augusto Pantoja de su sede, bajo la Presidencia del Académico doctor Zoilo Cuéllar-Montoya, tuvo lugar la presentación del trabajo de investigación del Académico Dr. Manuel Elkin Patarroyo titulado «Un Nuevo Método Serológico para la Detección Temprana de Lesiones asociadas a Cáncer del Cérvix» y su posterior discusión por parte de los Señores Académicos doctores Jorge Maldonado Avendaño, Guillermo López Escobar y Ricardo Rueda Sáenz y, por invitación, de los doctores Carlos Vicente Rada Escobar, Director General del Instituto Nacional de Cancerología y Raúl Hernando Murillo Moreno, Subdirector de Investigaciones, Vigilancia Epidemiológica, Promoción y Prevención del mismo Instituto. La sesión contó con la presencia del Viceministro de Salud y Bienestar del Ministerio de la Protección Social, doctor Eduardo José Alvarado Santander; de la doctora María del Rosario Guerra, Directora de COLCIENCIAS y otros funcionarios de esa institución y, además de numerosos Académicos e invitados especiales y representantes de diferentes Universidades e instituciones científicas de la capital.

La Academia Nacional de Medicina de Colombia, al terminar la sesión, y por consenso de los presentes, llegó a las siguientes conclusiones, que se permite comunicar a la opinión pública nacional e internacional:

El nuevo método serológico descrito por el Académico Honorario doctor Manuel Elkin Patarroyo, fruto de un minucioso trabajo de investigación científica realizado en los últimos ocho años en la Fundación Instituto de Inmunología de Colombia, que dirige el mencionado científico y Académico, se encuentra en fase de desarrollo. Por lo tanto debe someterse, aún antes de ofrecerse a la ciudadanía, a otros estudios clínicos y de campo adicionales, mucho más amplios,para comprobar su validez y eficacia y compararlo con otros métodos.El nuevo camino abierto por el doctor Patarroyo y su grupo y la hipótesis desarrollada en él, es factible que en un futuro se constituya en una prueba complementaria de uso clínico. Por lo tanto, la Academia Nacional de Medicina de Colombia y la comunidad científica nacional representada en esa noche, estimulan al doctor Patarroyo y su equipo a continuar con sus investigaciones al respecto y a buscar alianzas científicas que agilicen el proceso y les permitan llegar a conclusiones definitivas.

En tanto los otros pasos del proceso investigativo culminan, la Academia Nacional de Medicina de Colombia, con base en el consenso de la comunidad científica reunida en dicha sesión, comunica a la opinión pública que la citología vaginal o prueba de Papanicolau continuará siendo la única e indiscutible prueba de tamiza- je o de detección precoz de las lesiones precancerosas y cancerosas del cuello de la matriz en nuestro país, y debe ser complementada, a criterio médico, por exámenes tales como la colposcopia y/o la biopsia. Las pruebas en sangre, o serológicas, no son un substituto de exámenes directos del tipo de la citología vaginal y, en la actualidad, deben considerarse como un índice de infección por el virus del papiloma humano, agente causal de las lesiones del cuello uterino. Sólo la histopatología tiene hoy valor diagnóstico de las lesiones mismas.

La Academia Nacional de Medicina de Colombia, en consecuencia, hace un claro llamado a todas las mujeres de Colombia –y del mundo– a que acudan a su médico y se realicen la citología vaginal, de acuerdo a la recomendación de éste, con el fin de descartar la presencia del cáncer del cuello de la matriz, cuyo diagnóstico precoz, por medio de la prueba de Papanicolau, en el curso de los últimos sesenta años ha salvado la vida a millones de mujeres en el mundo entero y, en la actualidad, no tiene substituto en nuestro medio.

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!