Tratamiento del Acné en la Adolescencia

MEDICINA FAMILIAR
EDUCACIÓN CONTINUADA PARA EL MEDICO GENERAL

Si es leve sólo requiere tratamiento tópico. En casos de acné moderado o grave se necesita tratamiento tópico y sistémico; deben administrarse antibióticos orales durante seis meses, pero el tratamiento tópico deberá mantenerse tanto tiempo como persista la enfermedad.

Tratamiento tópico

Los tratamientos tópicos más utilizados son el peróxido de benzoilo, vitamina A ácida, antibióticos, entre los cuales se incluyen eritromicina y clindamicina, y el ácido azelaico.

Peróxido de herrzoïlo: es principalmente antimicrobiano, actúa disminuyendo la población de P. acnes. No hay evidencia sustancial que sugiera un cambio de la queratinización en las concentraciones usadas para el acné; tampoco tiene efecto directo sobre la producción o composición del sebo.

• Acido retinoico: está comercializado a concentraciones de 0,025 y 0,05% en crema y gel. Actúa revirtiendo la descamación anormal que lleva a la formación del microcomedón; al aumentar el recambio de las células epiteliales se normaliza la capa córnea del istmo, entonces los tapones de queratina de los microcomedones y los comedones son expulsados hacia el exterior; esto hace que disminuya la ruptura y retarda el progreso hacia la inflamación.

• Antibióticos tópicos: los más utilizados son eritromicina y clindamicina. No son tan eficaces como su contraparte sistémica. Reducen la población de P. acnes aunque no tan eficazmente como el peróxido de benzoilo. Los niveles subletales de antibióticos son capaces de reducir la producción de factores quimiotácticos por P. acnes, los cuales juegan un papel muy importante en la ruptura del microcomedón y en la aparición de la inflamación.

• Acido azelaico: es un ácido dicarboxílico derivado del Pityrosporum ovale. Reduce los ácidos grasos y la población de P. acnes. En el laboratorio se ha observado que disminuye la 5 á – reductasa, pero in vivo no se ha visto que reduzca la excreción de sebo. Isotretinoína tópíca: recientes estudios han demostrado su eficacia en acné moderadamente severo. Hubo una disminución significativa del número de lesiones inflamatorias al cabo de cinco semanas de aplicación dos veces al día y una disminución de las lesiones inflamatorias a las ocho semanas. Se piensa que actúa primariamente sobre la diferenciación y descamación del epitelio folicular.

Tratamiento sistémico

Está indicado en los casos moderados y severos.

Una vez iniciado el tratamiento oral, debe mantenerse por un mínimo de seis a ocho meses. Los tres grupos principales de medicamentos usados en terapia oral son: antibióticos, hormonas y retinoides. Se han empleado otros compuestos que incluyen dapsona, sulfato de zinc y clofazimine.

Antibióticos

Actúan de la siguiente manera: aminoran la población de P. acnes y por tanto reducen la cantidad de ácidos grasos libres, disminuyen !a inflamación folicular no bacteriana, inhiben la quimiotaxis de los neutrófilos in vitro e in vivo, y bloquean la producción de lipasas por el P. acnes in vitro. Tetraciclinas: continúan siendo los antibióticos de elección. Se utilizan en dosis de 1 g/día; deben administrarse en horas diferentes a las de las comidas ya que se reduce su absorción. Eritromicina: tan eficaz como la tetraciclina, dosis 1 g/día.

Minociclina: derivada de la tetraciclina, puede tomarse con las comidas. Produce un efecto más rápido en la resolución de ciertas lesiones de acné y tiene un menor efecto sobre P. acnes que la tetraciclina. Trimetoprim sulfa: es más útil en los casos de acné papuloquístico. El tratamiento oral debería mantenerse como mínimo seis meses. Si el acné recurre pueden prescribirse ciclos repetidos de antibioticoterapia, puesto que la resistencia del P. acnes es rara. EI tratamiento oral con tetraciclina o eritromicina ocasiona efectos gastrointestinales, especialmente cólico y diarrea, en 5% de los pacientes, y candidiasis vaginal en 6%. Las complicaciones poco comunes del tratamiento oral incluyen onicolisis, erupciones fijas o generalizadas por medicamentos y fotosensibilidad. La minociclina puede provocar hipertensión intracraneana benigna, que se presenta con cefalea, pérdida de la concentración y algunas veces papiledema, y desaparece con rapidez al suspender el tratamiento.

Hormonas

Su prescripción está indicada en aquellas mujeres que no responden al tratamiento convencional. Hay tres tipos de terapia hormonal:
1. Estrógenos más prednisolona: 10 mg de etinilestradiol más 5 mg de prednisolona en la noche. 2. Estrógenos más acetato de ciproterona: 35 mg de etinilestradiol más 2 mg de acetato de ciproterona. 3. Espironolactona:100 a 200 mg/día. EI objetivo principal del uso de esta terapia es reducir la producción sebácea. En las pacientes mayores de 30 años resulta beneficiosa la administración de 100 mg de espironolactona dos veces al día durante seis meses. Su efecto principal es la reducción de la excreción sebácea.

Retinoides

La isotretinoína (ácido 13-cisretinoico) produce una notable mejoría y parece ser superior tanto al tratamiento convencional como al tratamiento con estrógenos más ciproterona.

Reduce la excreción de sebo. Esta supresión es mantenida durante muchos meses de una manera dosis dependiente. Así mismo, produce considerables cambios ultraestructurales en los corneocitos ductales, en particular pérdida de la adhesión célula a célula, daño en las dimensiones y la acumulación de un material amiloide entre las células. La isotretinoína no afecta directamente a P. acnés, pero en ocasiones produce una disminución sobre la inflamación: reduce la quimiotaxis de polimorfonucleares y, monocitos, afecta a los linfocitos
T y B y el complemento. La dosis de elección es 1 mg/kg durante cuatro a cinco meses.

EI acné residual continúa mejorando tras cesar el tratamiento. Un 75% de los pacientes mostrará remisión durante dos a cuatro años.

Indicaciones: pacientes que:

• No mejoran a pesar de recibir el tratamiento apropiado y por el tiempo adecuado.
• Acné moderado o grave que no ha respondido tras cuatro meses de tratamiento convencional.
• Han respondido bien al tratamiento en dos o tres ocasiones, pero recaen rápidamente al terminarlo.
• Foliculitis por gérmenes gramnegativos.
• Sufren de acné nódulo quístico.
• Acné dismorfóbico.

Efectos secundarios de los retinoides: queilitis, 95%; eritema facial, 67%; dermatitis facial, 60%, rinitis sicca y epistaxis, 55%; xeroderma, 30%; blefaroconjuntivitis, 30% artralgias y mialgias, 35% hiperostosis esquelética intersticial difusa, 6.7%; cefalea, 16%; teratogenicidad, 30-40%

Alteraciones de laboratorio: elevación en las pruebas de función hepática aumento de trigliceridos y colesterol y reducción de hdl. Es raro que las alteraciones sobrepasen mucho el límite superior de la normalidad. Los lípidos en ayunas y la función hepática deben controlarse a intervalos hasta un mes después de terminado.

Terapéutica del acné

Comedolíticos
Acido retinoico tópico
Peróxido de benzoilo
Bacteriostáticos orales
Tetraciclina
Eritromicina
Minociclina
Bacteriostáticos tópicos
Clindamicina
Eritromicina
Metronidazol
Otros tratamientos
Cirugia del acné.
Acido 13-cis retinoico
Eritromicina-zinc
Dapsone
Estrógenos
Prednisona
Zinc
Radioterapia superficial
Antiandrógenos
Exfoliantes
Azufre
Resorcinol
Abrasivos
Nitrógeno liquido
Nieve carbónica
Acido salicílico

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!