Revolución Industrial: Causas y Consecuencias

Revolución Industrial

La Revolución Industrial es un tiempo marcado en la historia debido a los cambios económicos y sociales, entre los años 1.760 y 1.840, que desató reformas sin referencias postreras para las naciones de todo el globo. Se determinó por el uso de tecnologías novedosas utilizadas en la productividad en alto volumen, también designada como producción en serie.

El primer invento que impulsó esa inédita estructura de producción fue la máquina de vapor, que usaba carbón mineral como combustible. El origen de la Revolución Industrial se dio en Inglaterra, debido a que en esa nación se daban las circunstancias económicas, sociales, tecnológicas y políticas requeridas para ese gran progreso. Para el siglo XIX, la Revolución Industrial ya era integrante en los pueblos de Europa, Japón y Estados Unidos.

Ver También: Día del Trabajo.

Revolución Industrial: Causas y Características

Características

Se destacaron las siguientes particularidades:

1. La producción industrial en alta proporción, primordialmente de alimentos.

2. El control de la mesocracia sobre la política y la economía, reemplazando la autoridad total de la nobleza y dando auge a la clase popular trabajadora.

3. El progreso de nuevas manufacturas como la textil, la minera y la siderúrgica (metales).

4. El reemplazo del hierro por el acero, esto debido a que el acero es un material más fuerte y férreo.

5. El avance del comercio a nivel global, a causa del aumento en la capacidad de productividad y a las mejoras en el tránsito de carga terrestre y marítimo.

Causas

La Revolución Industrial se dio por la interrelación de una cadena de agentes que primero tuvieron injerencia en Inglaterra y posterior a esto, influenciaron todas las naciones.

1. Hasta el siglo XVIII, la revolución agrícola era muy parecida a la realizada en el medioevo. Se acostumbraba el trabajo a mano y el arrastre con animales, escasas propiedades privadas ya que los terrenos eran libres o de dominio del municipio; y producción mínima a causa del sistema de barbecho. Dicho sistema se basaba en permitir un ciclo de descanso a la tierra entre cada cosecha, para que se recuperen y fortalezcan los nutrientes del suelo.

Además, se introdujeron cambios como el uso de herramienta y maquinaria tecnificada para la labor de los suelos, los campos cambiaron a dominio particular y se sustituyó el antiguo proceso de siembra por el sistema de rotación Norfolk; se trataba de rotar los diversos sembrados, para que así no se colmaran siempre los mismos nutrientes de la tierra.

2. A causa de las modificaciones en los procesos alimenticios y en las nuevas condiciones de vida, la revolución demográfica provocó que la población del campo moviera su estadía a la ciudad. Desde el siglo XVIII se quebró con la estructura social clásica que acostumbraba a preservar igual número de residentes durante extensas etapas.

La Revolución Industrial encajó modificaciones que influyeron en el censo de la población, como la merma de la mortalidad a causa de la mejoría en la productividad de siembra, el progreso en la medicina en virtud del descubrimiento de la vacuna y el coherente aumento de las cifras de natalidad.

3. Para la mitad del siglo XVIII, la burguesía se reveló y empezó a solicitar el control del poder económico y gubernamental; que hasta ese momento estaba bajo la dirección de la corona y de la aristocracia, lo que dio paso a la Revolución Francesa.

La Revolución Industrial no habría sido lo que fue, de no ser por la consolidación del sector burgués; que impulsó importantes reformas como la fundación de desarrollos empresariales y las corrientes de capital, el progreso de la fábrica a través del dominio particular, los adelantos tecnológicos y el libre comercio. Al mismo tiempo, nació una nueva categoría social: el proletariado; la condición popular que no contaba con lotes o recursos para producción.

Ver Más: Temas de Historia Universal

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!