Historia de Italia

Historia de Italia

La historia de Italia se remonta a los años 2.000 a 1.000 a.C cuando los indioeuropeos de Europa Central llegaron a la península itálica formando civilizaciones muy importantes como los celtas, etruscos e íberos; más adelante en el siglo VIII a.C se formó la colonia Magna Grecia.

Según los restos arqueológicos encontrados en Italia, que en realidad no son tantos en comparación con el resto de Europa; en el territorio de este país habitó el Hombre de Neandertal hace más de 500mil años. Los descubrimientos más importantes son San Felice Circeo, las Grutas Guattari, la Gruta de Fumane, la Gruta Breuil y la Gruta de San Bernardino.

Ver También: Historia de Estados Unidos.

Hitos Importantes en la Historia de Italia

Primeras Culturas en Italia

Los celtas se caracterizaron por ser una tribu guerrera, eran unos jinetes muy hábiles, los consideraban como unos enemigos muy peligrosos; eran analfabetos y los romanos y griegos los señalaban como ser indisciplinados y eso los hacía vulnerables.

Los etruscos se ubicaron principalmente en la Toscana, desde allí se extendieron hacia Lacio donde se encontraron con las colonias griegas muy cerca de la parte septentrional de la Campania. Aunque fueron una gran potencia naval, las batallas contra los cartagineses, celtas y griegos los debilitaron.

En cuanto a los íberos no se tiene claro su origen, pues habitaron al sur de la península, pero tenían costumbres diferentes a las otras civilizaciones. Según evidencias arqueológicas pudieron llegar en el Neolítico; entre sus pueblos más destacados están: sordones, airenosinos, elisices, ceretanos, entre otros.

Y finalmente la colonia Magna Grecia que se ubicaron en Sicilia y al sur de la península, allí llegaron colonos griegos que habitaron ese territorio. Entre las colonias griegas más importantes están: Cumas, Síbaris, Crotona, Tarento, Metaponto, entre otros.

Historia de Roma

Roma es una ciudad muy importante dentro de la historia de Italia, se fundó a orillas del río Tíber en el año 753 a.C; y aunque al principio fue una ciudad que era puerto en la ruta de la sal, progresivamente se convirtió en una gran ciudad hasta llegar a dominar no solo a Italia sino a Europa por mucho tiempo.

La expansión de Roma comenzó por la península itálica y en el Mediterráneo, además de resistir los intentos de invasiones galas, venció y destruyó a Cartago, conquistó el resto de Italia y continuo su expansión hasta Egipto y Asia Menor.

Así nace el Imperio Romano que tuvo una forma de gobierno autocrática, al inicio Augusto se hizo al poder y formó una nueva estructura donde el emperador se convierte en jefe político, jefe militar y pontífice.

Tras su muerte, Teodosio dividió el imperio romano en dos para cada uno de sus hijos, situación que debilitó a los romanos, perdieron poder y territorio hasta el año 476 cuando llega la destrucción final del Imperio Romano.

Renacimiento

El Renacimiento fue un periodo de grandes cambios culturales y grandes logros que se dio en Europa desde finales del siglo XIV hasta los años 1.600. En este tiempo se dio una revolución científica, artística, cultural y literaria que acabó con la tradición de la Edad Media.

Se dice que Italia fue la cuna del Renacimiento, comenzó en las ciudades de Florencia y Siena en la Toscana; sin embargo, fue en Roma donde tuvo un mayor impacto, aunque el movimiento se extendió por toda Europa. El Renacimiento italiano es muy importante por sus logros, tanto en la arquitectura, como la pintura y la literatura.

Por ejemplo, importantes obras de arquitectura reconocidas en todo el mundo como la Basílica de San Pedro en Roma o la Iglesia de Santa María del Fiore en Florencia. En cuanto a las pinturas se destacan pintores reconocidos como Leonardo da Vinci y Miguel Angel; y escritores como Maquiavelo, Petrarca o Castiglione.

Entre otros cambios se inventa el papel y la imprenta, la pólvora, el compás marino, cae el feudalismo y en la astronomía se sustituye el sistema copernicano por el ptolemaico, entre otros cambios. Este periodo se caracteriza principalmente por presentar un interés en el ser humano.

Ver Más: Historia Universal

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!