¿Cómo Afrontar un Duelo?

Afrontar un Duelo

El duelo es un proceso que tarde o temprano vamos a tener que afrontar en la vida; y aunque generalmente lo relacionamos con la pérdida de un ser querido, familiar o amigo, la realidad es que el duelo es un proceso psicológico que nos genera una pérdida que puede ser una separación, terminar una relación, la muerte de una mascota, una enfermedad, un cambio de trabajo o de residencia, etc.

El duelo es todo un proceso, puede tomar meses y hasta años superar la pérdida, pasar por altibajos, encontrarse con muchas emociones y sentimientos. Lo cierto es que un duelo se puede superar, la persona que afronta un duelo puede continuar con su vida, sin que eso signifique que se olvidó a aquella persona o mascota que se amó o aquella situación que genere el apego. (Ver También: Cómo Controlar los Nervios)  

Fases del Duelo

Antes de conocer cómo afrontar un duelo, es importante conocer que el duelo tiene fases, de esta manera podemos ser más capaces de reconocer las emociones y sentimientos que nos embargan.

Todas las personas afrontan el duelo de diferente manera y todos debemos ser muy empáticos en dichas situaciones. Es decir, que a mí no me haya “dolido” tanto la muerte de mis abuelos, no significa que, a mi amigo, a mi hermano o mi primo no le duela igual.

Lo mismo pasa con las fases, de acuerdo con Elisabeth Kübler-Ross, psiquiatra suiza, existen 5 fases del duelo, que dependiendo de la persona pueden durar más o menos, ser muy pasajeras y darse o no de manera sucesiva.

1. Negación

Suele ser la primera fase y se puede presentar inmediatamente después de la pérdida, ya sea porque la persona manifiesta “que no lo puede creer” o “esto es una pesadilla” o cuando la persona en duelo se muestra como si nada hubiera pasada o con una entereza que no es proporcional a la situación.

2. Ira

En esta fase la persona que afronta el duelo comienza a experimentar sentimientos de impotencia y frustración. En algunas situaciones la ira se manifiesta en culpar a otros por la pérdida y es tan grande este sentimiento que no les permite avanzar en su proceso de duelo.

3. Negociación

Esta fase no aplica en todas las circunstancias, es más frecuente en aquellas personas a quienes les diagnosticaron una enfermedad terminal. Se puede presentar situaciones en las que niegan la enfermedad y dicen “sentirse bien” o quienes buscan con desespero una cura aun cuando el doctor le dijo que no había. También ocurre en casos de separación, cuando uno de los dos busca la manera de recuperar la relación haciendo cosas poco frecuentes, etc.

4. Depresión

Cuando llega la depresión en el proceso del duelo es cuando la persona está asumiendo la ausencia que provocó la pérdida. En esta fase es común que la persona se aleje de su entorno, sienta nostalgia y poco interés en las cosas cotidianas.

5. Aceptación

Finalmente esta etapa del duelo indica que la persona logró superar este proceso, pues aprendió a vivir después de la pérdida pues logró un estado de calma tanto emocional como racional.

¿Cómo Afrontar un Duelo?

1. El duelo no tiene límite de tiempo, permítete sentir y vivir lo que sea necesario para que puedas desahogarte. No te puedes sentir culpable por sentir dolor por mucho o poco tiempo, no hay medida para eso.

2. Identifica las emociones que tienes, ya conociendo las fases de un duelo te puede ayudar a seguir en tu proceso. Por ejemplo, si te das cuenta que estás en la fase de ira, eso te ayudará a ser consciente de que debes “dejarlo ir” o “soltar” para continuar con tu duelo.

3. Sé paciente, el duelo es todo un proceso. Ten presente que si hoy ya no lloraste no quiere decir que ya lo superaste, hay muchas emociones por delante, que tienes que sentir, vivir y superar.

4. Habla, si eres de las personas que hablando se siente mejor, pues hazlo. Compartir tus sentimientos y emociones te puede ayudar a sentirte mejor; en los procesos de duelos es importante contar con una red de apoyo.

5. Establecer una rutina te puede ayudar para dar un enfoque a tus días, así te mantienes conectado con la realidad y ocupas tu mente. El duelo se produce por el apego, seguramente estabas acostumbrado a una rutina con tu pareja y cuando ya no está, debes ahora de tener tu propia rutina, puede que sigas la que tenían o que le hagas las variaciones que necesites para sentirte bien contigo misma. La rutina ayuda mucho a continuar con la vida.

¡Cuándo Pedir Ayuda!

La ayuda psicológica es muy importante cuando el duelo o el dolor por la pérdida no permite que la persona avance y, por el contrario, hace que se quede estancada.

Cuando el duelo comienza a representarse en cuadros de depresión, ya sean crónicos o cuadros intensos es importante recurrir a un profesional que nos ayude a transitar este camino del duelo.

También es importante pedir ayuda cuando la persona en duelo tiene fantasías de reunirse con la persona fallecida, buscando su muerte ya sea de manera pasiva o activa.

Otra situación en la que se debe pedir ayuda es cuando el duelo conlleva a que la persona recaiga en situaciones de abuso de drogas o alcohol como una forma de huir de sus emociones o de su nueva realidad.

Más Temas de Competencias para la Vida AQUÍ

Autor: Agustín Guevara

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!