Globalización Incluyente y Sostenible

Globalización y Sostenibilidad - Comercio y Economía

“La visión del Grupo del Banco Mundial consiste en contribuir a una globalización incluyente y sostenible; para superar la pobreza, aumentar el crecimiento cuidando el medio ambiente y dar oportunidades y esperanzas a cada persona”; señaló el presidente del Grupo delBanco Mundial, Robert B. Zoellick.

En su alocución en el National Press Club, en la ciudad de Washington, al cumplirse los primeros cien días de su mandato como presidente del Grupo del Banco Mundial, Zoellick explicó; “La globalización ofrece oportunidades extraordinarias. Sin embargo, la marginación, la pobreza agobiante y el daño ambiental generan peligros. Los más afectados son aquéllos que tienen menos con qué empezar; los pueblos indígenas, las mujeres de países en desarrollo, los pobres de las zonas rurales, los habitantes de África y sus hijos”.

Al analizar la manera en que el Grupo del Banco Mundial puede apoyar a los países en desarrollo, Zoellick puntualizó; “La finalidad del Grupo del Banco Mundial sí consiste en ayudar a los países a ayudarse a sí mismos movilizando capital y promoviendo políticas; a través de una combinación de ideas y experiencias, el aprovechamiento de las oportunidades que ofrece el mercado privado; y el apoyo al buen gobierno y la lucha contra la corrupción, todo ello impulsado por nuestros recursos financieros”.

“La finalidad del Grupo del Banco sí consiste en promover ideas acerca de proyectos y acuerdos internacionales; sobre comercio, finanzas, salud, pobreza, educación y cambio climático, para que puedan beneficiar a todos; y en particular a los pobres que buscan nuevas oportunidades”.

“La globalización incluyente es también una cuestión de interés propio. La pobreza da lugar a la inestabilidad, las enfermedades y la devastación de recursos comunes y del medio ambiente”; expresó.

Zoellick manifestó que el Grupo del Banco debería ampliar las fronteras del pensamiento con respecto a las políticas y los mercados, y explorar nuevas posibilidades.

Al exponer su visión para el Grupo del Banco Mundial, Zoellick propuso seis temas estratégicos:

  1. Ayudar a superar la pobreza y estimular el crecimiento sostenible en los países más pobres, sobre todo en África.
  2. Hacer frente a los problemas especiales de los Estados que han salido de un conflicto.
  3. Elaborar un conjunto competitivo de “soluciones para el desarrollo” para los países de ingreso mediano que, además de financiamiento, comprendan servicios adaptados a sus necesidades.
  4. Contribuir de forma más activa a fomentar los “bienes públicos” regionales y mundiales en esferas que trascienden las fronteras nacionales; como el cambio climático, el VIH/SIDA, el paludismo y la ayuda para el comercio.
  5. Ayudar a quienes tratan de promover el desarrollo y las oportunidades en el mundo árabe.
  6. Promover “el conocimiento y el aprendizaje” en todo el Grupo del Banco Mundial con el propósito de respaldar su función como un “grupo de expertos” de experiencia aplicada.

Zoellick manifestó que el Banco también estaba intensificando su labor con los países en lo que respecta al buen gobierno y la lucha contra la corrupción, que constituyen las bases para promover el desarrollo.

Para ayudar a los países más pobres, Zoellick anunció que el Grupo del Banco Mundial llevaba la iniciativa; al prometer un aporte de US$3.500 millones de sus propios recursos para la Asociación Internacional de Fomento (AIF), que concede donaciones y créditos sin intereses a los 81 países más pobres.

Esta cantidad es más del doble de los US$1.500 millones que el Grupo del Banco prometió para la anterior reposición de los recursos de la AIF en 2005.

Zoellick desafió a los países desarrollados para que siguieran los pasos del Banco y aumentaran su apoyo a los más pobres del mundo, sobre todo en África y en Asia meridional y oriental.

“He querido que todos los donantes sepan, en términos específicos, que el Grupo del Banco Mundial acompañará sus palabras con acciones concretas a la hora de impulsar la AIF”; expresó. “Ahora necesitamos que los países del Grupo de los Ocho y otros países desarrollados también traduzcan las palabras expresadas en la cumbre en cifras importantes”.

Según Zoellick, como pleno participante en el sistema económico multilateral, el Grupo del Banco tiene una importante función que cumplir para promover una globalización incluyente y sostenible.

“Juntos, debemos demostrar que el multilateralismo puede funcionar con mayor eficacia, no sólo en los salones de conferencias y en los comunicados, sino en los poblados y las ciudades atestadas, en beneficio de los más necesitados”.

Más Noticias Económicas AQUÍ

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!