Nuevos Desafíos para la Economía Global

Nuevos desafíos para la economía global

La economía global se encuentra en punto de inflexión. La situación generada por el Coronavirus ha acelerado de manera vertiginosa la transición hacia la economía digital. Aunque esa tendencia a la digitalización y la conectividad de los procesos y las comunicaciones fuera algo cada vez más presente en nuestro sistema; lo cierto es que las restricciones puestas en marcha para frenar la pandemia han puesto de manifiesto la urgencia de dar el salto definitivo a una economía en línea. Desafíos para la Economía Global

En un momento en el que la movilidad, tanto regional como interestatal e internacional está tan limitada, los mecanismos de aprovisionamiento, comunicación y distribución dependen en gran medida de la tecnología. Si a esto le sumamos la generalización del nuevo paradigma del teletrabajo; la necesidad de contar con plataformas digitales que permitan a las empresas y los trabajadores comunicarse, compartir archivos y reunirse de manera eficaz y segura, se convierte en indispensable.

La negociación con proveedores y clientes también se va a ver afectada por estas restricciones a los viajes y por el más que previsible encarecimiento de los viajes aéreos debido a las nuevas limitaciones que se plantean y a los cierres de compañías de bajo coste.

Las aplicaciones y plataformas

Plataformas como Skype, Zoom, Meet, Google Duo, Hangouts, FaceTime, Zoom, Jitsi Meet, Line, Blue Jeans o Teams, que antes de la cuarentena tenían una posición secundaria o incluso residual dentro de la forma de comunicarse de la mayoría de las empresas; ahora se han convertido en herramientas esenciales para el funcionamiento de muchas compañías. Hasta el punto de que, actualmente, sin ellas, sería imposible mantener una comunicación fluida y seguir adelante con los proyectos pendientes o incluso generar nuevas oportunidades de negocio.

Otro tipo de plataformas que han dado un paso adelante en cuanto a importancia en estos nuevos tiempos son las plataformas de gestión de tareas y equipos. A algunas de las más conocidas como Trello, Asana, Note o Slack, se les están sumando nuevas alternativas como Kanban Flow, Archmule, Kanbanchi, Todoist, Wekan, Taiga o Kanboard, entre otras. Estas aplicaciones proporcionan recursos para poder gestionar el flujo de trabajo de la empresa, compartir y comentar archivos, informar sobre tareas, y en general, organizar proyectos. Muchos de estos productos permiten escalar los costes con el número de empleados, por lo que son perfectos en este tipo de escenarios de incertidumbre. Desafíos para la Economía Global

Servidores VPN

Otras compañías disponen de sus propios servicios en las oficinas y necesitarán hacer uso de servidores VPN para que sus trabajadores puedan acceder a los contenidos almacenados en los equipos y servidores de la oficina.

Pero la forma de trabajar y comunicarse dentro de la empresa no es lo único que está cambiando. La forma de consumir también se está viendo alterada de manera sustancial por la situación en la que nos encontramos. El porcentaje de ventas online se ha disparado durante el periodo de confinamiento, y todo indica que la tendencia ha llegado para quedarse. Plataformas como Amazon, Ebay o Alibaba (por mencionar a algunos de los clásicos del comercio online) han visto multiplicarse el número de pedidos en sus plataformas, llegando incluso a generarse retrasos en la distribución a causa del repentino aumento de la demanda.

No son los únicos, multitud de comercios, desde supermercados y grandes superficies hasta pequeños establecimientos han adaptado sus cadenas de suministro, comercialización y distribución a la nueva realidad para poder hacer frente a las dinámicas de consumo y al crecimiento de la demanda digital. Desafíos para la Economía Global

Vivimos en tiempos de cambio y tanto las empresas como los autónomos deberán ajustar sus modelos de negocio a las circunstancias actuales, a un periodo en el que el distanciamiento social y las restricciones en movilidad serán la tónica habitual mientras la pandemia se prolongue. Deberán estar preparados para hacer frente a estos desafíos en tiempo record, explorar nuevas vías de actuación y perfeccionar los nuevos sistemas y procesos que se están implantando. De ello dependerá la supervivencia de su empresa y el rendimiento de los próximos meses (y quién sabe si los próximos años) de actividad.

Más Noticias Económicas AQUÍ

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!