Trucos para Agrandar unos Vaqueros que te quedan Pequeños

Trucos para Agrandar unos Vaqueros

Si has engordado un poco y tus pantalones preferidos ya no te quedan, o quizás los has lacado a la temperatura equivocada y han encogido. Tranquila no te desesperes, afortunadamente existen métodos o trucos para agrandar unos vaqueros y que sean más anchos.

Generalmente los jean recién comprados suelen quedar ajustados, pero no nos preocupa porque sabemos con el uso se adaptarán a nuestro cuerpo. Si tienes en tu armario pantalones que no has usado por que no te entran, en esta nota te compartimos algunos trucos para ensanchar los vaqueros.

Cómo agrandar unos vaqueros o jeans en menos de un segundo

Agrandar un pantalón no es nada dificultoso siempre y cuando se trate de unos cuántos centímetros y no de varias tallas. Además, dependiendo del tipo de prenda, nos será mucho más fácil encontrar un remedio para poder agrandarlos.

Cintura mojada

Después de usar los jean lo más posible, rocía la cintura con agua tibia. Luego muévete hasta que consigas cerrar el botón pero continúa usando la prenda hasta que se seque para mantenerla estirada.

El colgado

Esta técnica funciona mejor con la cintura humedecida y con agua tibia. Coloca una percha grande de un ancho superior a la cintura de la prenda que deseamos estirar. Cierra el botón y cierre alrededor del colgador de manera que quede bien estirada, cuelga hasta que se seque.

¿Es la plancha una opción para agrandar unos vaqueros?

La plancha es otro proceso que debe ser usado con mucho cuidado para no terminar quemando la tela. Comienza con el pantalón húmedo y plancha la cintura utilizando una mano, mientras que con la otra vas estirando el jean. La idea es planchar la cintura hasta que esté completamente sea.

Otra manera es tomar la pieza seca y planchar bien con vapor, estirar lo más que puedas.

Agrega un botón adicional

Si con los métodos anteriores no has encontrado la solución a tu problema. Entonces, corta la parte de la cintura con una tijera y después hazle un pequeño doblado para asegurar las costuras laterales. Puedes agregar un pequeño botón arriba de la cremallera para evitar que se abra. (Lea También: Looks con Jeans para mujeres gorditas)

Acude a un sastre

En caso que no quieras dejar de usar tus pantalones preferidos, busca ayuda a un sastre o modista y pídele que agregue tela para ampliar la prenda. De esta manera podrás seguir llevando con más comodidad.

El pantalón que compraste te queda perfecto pero es muy estrecho de cintura, solo necesitas mojarlos y pon una estructura rígida en la parte afectada como una percha. Déjalos secar y listo.

Más opciones para agrandar tus jeans sin morir en el intento

Pero si tus jeans quedan ajustados a los lados o en las caderas, puedes jalar los extremos o insertar algo que los empuje en direcciones opuestas. Otro remedio eficaz y que no falla, es meter dos libros gruesos, ponlos en los muslos de los vaqueros en forma horizontal, con la tela mojada y verás cómo se ensanchan rápidamente.

Si quieres agrandar la parte de los muslos, basta con extender el jean húmedo y pasa la plancha por esa zona de dentro hacia afuera y de manera uniforme. Con el calor y precisión, el tejido se expande.

Otra manera de agrandar los jean, es que te metas en la ducha con ellos puestos. Espera que se sequen sin quitártelos. Si te mueves levemente, harás que las fibras cesen más rápido.

También puedes meter tus pantalones en la lavadora y programarla a que se adecué al tipo de lavado que requiera. Una vez terminada, deberás ponértelos húmedos y realizar una serie de ejercicios, como sentarte en una silla, hacer sentadillas, tocarte las puntas de los pies y todo tipo de movimiento que permita lograr la elasticidad de la prenda.

Luego ponlos a secar y póntelos de nuevos, con esta técnica habrás logrado que entren y abrochen sin necesidad de aguantar la respiración.

Conclusión

Ahora que ya conoces los diferentes trucos de cómo agrandar unos vaqueros pequeños, qué esperas para ponerlos en práctica y ahórrate el tiempo de gastar más dinero enviándolos a arreglar con un modista.

Autor: Elvira Avendaño

Más Temas de Moda AQUÍ

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!