Vitamina C y todo lo que debes saber de ella

Vitamina C

A lo largo de nuestra vida necesitamos de todo tipo de vitaminas y minerales para que nuestro cuerpo se mantenga saludable y en la mejor de las condiciones. Una de estas es la Vitamina C, una sustancia que se encuentra en muchos alimentos y que actúa como antioxidante natural y nos proporciona muchas ventajas.

En el siguiente artículo conocerás todo lo que debes saber de ella y cómo su consumo puede cambiar para siempre la forma en que te sientes.

Para empezar ¿Qué es la vitamina C?

La vitamina C corresponde a un nutriente hidrosoluble que se encuentra principalmente en ciertos tipos de alimentos. Su principal función en el cuerpo humano es el de actuar como antioxidante y de proteger a las células de los daños causados por los radicales libres. Esta también es necesaria para producir colágeno y mantener la salud de la piel a plenitud, es por ello que siempre se recomienda su consumo, bien sea en píldoras o a través de una dieta específica.

¿Qué funciones tiene la vitamina C en el organismo?

Tal y como se mencionó anteriormente, la vitamina C cumple un papel fundamental en la salud del cuerpo, su principal función es ser antioxidante, además también sirve para que los vasos sanguíneos y los músculos del cuerpo se desarrollen correctamente. Otra de sus funciones es la de ayudar a absorber y almacenar el hierro. Se considera que se debe consumir al menos 10 mg de esta vitamina para evitar que se desencadenen problemas como el escorbuto.

Beneficios de consumir vitamina C

Existe muchos beneficios que vienen como efecto de consumir vitamina C, algunos de estos son:

Previene algunos tipos de cáncer

El consumo de vitamina C hace que las personas tengan menos riesgo de padecer de cáncer de pulmón, mama y colon, esto si se adquiere al comer alimentos como frutas y verduras, ya que al parecer en suplementos como píldoras no suele presentarse este beneficio y en ocasiones puede llegar a causar problemas con tratamientos contra esta enfermedad, por lo que es recomendable preguntar a un médico la cantidad a consumir.

Evita enfermedades cardiovasculares

Aquellas personas que comen frutas y verduras ricas en vitamina C tienen menos riesgo de sufrir cualquier tipo de enfermedad cardiovascular, ya que las propiedades antioxidantes evitan que se presenten este tipo de patologías, por lo que se recomienda consumir en dosis moderadas para poder obtener este beneficio.

Reduce la degeneración macular causada por la edad

De acuerdo a ciertos estudios, se ha comprobado que la ingesta constante de vitamina C ayuda a retrasar la degeneración macular que es causada por la edad, por lo que sus propiedades antioxidantes combinadas con otros nutrientes serían vitales para poder ver los resultados esperados y mantener así un buen estado de salud.

Cantidad diaria recomendada

Por lo general se dice que la vitamina C es necesaria para poder mantener al organismo en óptimas condiciones, y ya que el cuerpo no puede producirla de forma natural, es necesario adquirirla mediante alimentos como frutas y verduras o a través de suplementos. Sin embargo, también hay un límite mínimo y máximo recomendable diario que se debe consumir, estos son algunos de ellos:

  • Niños de 1 a 3 años, se recomienda al menos 15 mg de vitamina C al día.
  • De 4 a 8 años, se recomienda al menos 25 mg de vitamina C al día.
  • De 9 a 13 años, necesitan consumir al menos 45 mg de vitamina C al día.
  • Adolescentes de 14 a 18 años, deben consumir como mínimo 75 mg de vitamina C al día.
  • De 19 años en adelante se recomienda 90 mg de vitamina C al día.

Sabiendo esto, se puede saber que comiendo una mínima cantidad de frutas y verduras con este nutriente, se puede mantener al cuerpo con la dosis mínima de vitamina C.

¿Qué pasa si no consumo vitamina C?

Un consumo por debajo de la dosis recomendada al día puede desencadenar algunos problemas en el organismo, esto por lo general se nota debido a ciertas patologías como la inflamación de articulaciones y músculos, así como también con el escorbuto o la aparición de enfermedades en las encías como la gingivitis, un efecto común en aquellas personas con falta de esta vitamina en su cuerpo.

Por esta razón, cada cierto tiempo es necesario tomar de suplementos o ingerir frutas y verduras para complementar la alimentación, algo que muchas personas dejan por fuera de su dieta de forma más frecuente de lo que parece. Así que si lo que deseas es tener un cuerpo saludable y evitar complicaciones a futuro, consumir vitamina C es una de las mejores opciones que tienes para lograrlo.

Más Temas de Nutrición AQUÍ