Sigmoidoscopia Incrementa las probabilidades de Supervivencia

Una investigación reciente señala que los adultos que se someten a un examen por sigmoidoscopia entre los 55 y los 64 podría reducir significativamente sus probabilidades de desarrollar cáncer colorrectal y de morir por su causa.

La sigmoidoscopia flexible les permite a los médicos para buscar cánceres y brotes asintomáticos conocidos como adenomas en el recto y el colon sigmoide (inferior), en donde se presentan las dos terceras partes de los cánceres colorrectales. La sigmoidoscopia no examina el colon superior, pero la colonoscopia sí.

Al anotar que la mayoría de las personas que tienen cáncer de colon distal (del recto y del colon inferior) habrán desarrollado adenoma para los sesenta, los investigadores elaboraron la teoría de que eliminar los adenomas por sigmoidoscopia proporcionaría protección duradera.

En un estudio a largo plazo, investigadores británicos hallaron que someterse a una prueba de exploración del cáncer solo una vez en ese rango de edad redujo la incidencia de cáncer colorrectal en la tercera parte.

“Los resultados de nuestro ensayo muestran que la sigmoidoscopia flexible es una prueba segura y práctica y que, cuando se ofrece únicamente una vez entre los 55 y los 64, confiere protección sustancial y duradera contra el cáncer colorrectal”, los autores escriben que un estudio publicado en línea el 27 de abril antes de la publicación de una próxima edición impresa de The Lancet.

El cáncer colorrectal es el tercer tipo de cáncer más común en todo el mundo (el cuarto en los EE. UU.), lo que resulta en un millón de diagnósticos y 600,000 muertes al año. Los índices de supervivencia son buenos para el cáncer que no se ha propagado, por lo que la detección precoz es clave.

Muchos países promueven las pruebas de sangre oculta en las heces para evaluaciones precoces, pero la técnica reduce la mortalidad en apenas 15 por ciento, según la información de respaldo del estudio.

Para el estudio, que comenzó hace cerca de 16 años y fue realizado en Inglaterra, Gales y Escocia, el equipo de investigación le dio seguimiento a cerca de 113,000 hombres y mujeres en un grupo de control y otros 57,099 participantes en un grupo de intervención, de los cuales 40,674 (71 por ciento) se sometieron a sigmoidoscopia flexible.

Durante un promedio de once años de seguimiento, se diagnosticó cáncer colorrectal a 2,524 participantes (1,818 en el grupo de control y 706 en el grupo de intervención). Los autores del estudio anotaron que las muertes certificadas por cáncer colorrectal alcanzaron 727 (538 en el grupo de control y 189 en el grupo de intervención).

La incidencia del cáncer distal colorrectal se redujo en cincuenta por ciento. Los casos de cáncer colorrectal entre los que se sometieron a exploración se redujeron en 33 por ciento y las muertes en 43 por ciento, aseguraron los autores.

“Al limitar los resultados al recto y al colon sigmoide, se redujo la incidencia a la mitad en los que fueron evaluados”, escribieron Wendy Atkin y sus colegas del Colegio Imperial de Londres.

FUENTE: The Lancet, news release, April 27, 2010

HealthDay

DÉJANOS TU COMENTARIO

DÉJANOS TU COMENTARIO

Please enter your comment!