Medicamento para la Diabetes reduce la Obstrucción Arterial

Actos, un medicamento para la diabetes, es mejor que otro, Amaryl para reducir la obstrucción arterial en pacientes de diabetes tipo 2 y enfermedad cardiovascular.

Los investigadores de la Clínica Cleveland que están detrás de los hallazgos aseguran que es la primera vez que un medicamento para la diabetes ha demostrado reducir la aterosclerosis, lo que da a los médicos más idea respecto a qué medicamento podría ser el más efectivo y el más seguro para este grupo de pacientes.

“A medida que avanzamos, el estudio nos dice que debemos hacer ensayos que comparen la efectividad de diferentes estrategias contra la diabetes”, aseguró el lunes Steve Nissen, autor del estudio y presidente del departamento de medicina cardiovascular de la Clínica Cleveland. “No podemos enfocarnos únicamente en pinchar dedos o en reducir la glucosa en la sangre. El objetivo de la terapia para la diabetes es prevenir las complicaciones, entre las cuales una de las más temidas es la enfermedad cardiaca, que acaba con las vidas del 75 por ciento de los diabéticos. Estoy encantado con los resultados”.

Otro experto celebró los resultados.

“La mejor noticia aquí es que la pioglitazona [Actos] parece segura, no incrementa el riesgo cardiovascular y hasta podría reducirlo”, aseguró el Dr. Robert Scott III, profesor asistente de medicina interna del Colegio de medicina del Centro de ciencias de la salud A&M y cardiólogo principal del equipo de Scott&White de Temple, Texas. “Parece seguro para usar en personas con enfermedad de la arteria coronaria y además es bien tolerado. Quizá sea necesario hacer otro ensayo para determinar cómo ayuda, pero por lo menos no hace daño, cosa que nos preocupaba sobremanera”.

Los hallazgos aparecen en la edición del 2 de abril de la Journal of the American Medical Association y fueron publicados el lunes para que coincidiera con una presentación en la reunión anual del American College of Cardiology en Chicago. La investigación fue financiada por Takeda Pharmaceuticals North America Inc., fabricante de Actos.

Los individuos que tienen diabetes tipo 2 son particularmente susceptibles a la ateroesclerosis, como resulta evidente a partir del hecho de que el 75 por ciento de este grupo fallece con el tiempo por enfermedad cardiaca.

Amaryl (glimepirida) pertenece a una clase de medicamentos conocidos como sulfonilureas, que se han estado recetando durante décadas. Actos, junto con otro medicamento similar, Avandia, es una tiazolidinediona, una clase relativamente nueva de medicamentos para la diabetes.

Tanto Actos como Avandia parecen incrementar el riesgo de insuficiencia cardiaca (toda esa clase lleva ahora una advertencia en un recuadro negro sobre el tema), aunque Avandia se ha relacionado con mayor riesgo de ataque cardiaco, mientras que Actos con menor riesgo de resultados cardiovasculares negativos.

“Ambos se relacionan con la insuficiencia cardiaca, aunque hubo más muertes [con Avandia]”, señaló el Dr. Stanely Mirsky, endocrinólogo del Hospital Lenox Hill de la ciudad de Nueva York y coautor de Diabetes Survival Guide.

Para este estudio, 543 pacientes que tenían tanto enfermedad coronaria como diabetes tipo 2 se asignaron aleatoriamente para que recibieran Amaryl Actos durante 18 meses. Actos actúa haciendo que el organismo sea más sensible a la insulina, mientras que Amaryl induce al organismo a producir más de esta hormona. Los participantes también tomaban medicamentos para la enfermedad cardiaca.

Se midió el avance de la ateroesclerosis con una ultrasonografía intravascular en los 360 pacientes que terminaron el estudio.

Una medida halló un aumento de 0.73 en la placa en el grupo de Amaryl, en comparación con una reducción de 0.16 en el grupo de Actos. Otra medida halló un aumento de 0.64 para Amaryl y una reducción de 0.06 para Actos.

El estudio no estaba diseñado para medir los puntos clínicos finales reales, es decir, eventos cardiovasculares o muerte.

Los autores aseguraron que los mecanismos exactos para las reducciones relacionadas con Actos no estaban claros, aunque varios marcadores biológicos relacionados con el avance de la ateroesclerosis fueron afectados por el medicamento, como un aumento de 16 por ciento en el colesterol HDL (el “bueno”), una reducción de 15 por ciento en los niveles de triglicéridos y una reducción de 45 por ciento en los niveles de proteína C reactiva (PCR).

No está claro si los beneficios relacionados con Actos se extienden a otros medicamentos de esa clase.

Un editorial acompañante considera que los resultados son “reconfortantes”.

“Hay que tener en cuenta que el beneficio de prevenir ataques cardiacos podría ser mayor que las pocas personas que adquieren insuficiencia cardiaca”, advirtió Mirsky.

HealthDay

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!