Medicamento para el Alzheimer se muestra promisorio

Un medicamento que pretende reducir los “ovillos” obstructores en las células cerebrales de personas con Alzheimer aparenta ser prometedor en ensayos iniciales, informan los investigadores.

Se necesitan estudios adicionales para confirmar si el medicamento es tan efectivo para ralentizar el Alzheimer como parece, o si necesita administrarse como parte de un cóctel de tratamientos.

Aún así, los nuevos hallazgos prometen, dijo el autor principal del estudio Claude M. Wischik, profesor de salud mental en la Universidad de Aberdeen en Reino Unido y director de TauRx Therapeutics, que realiza investigaciones sobre el compuesto. “La buena noticia es que este descubrimiento es un gran avance”, dijo. “Es un enfoque diferente y completamente nuevo que se desarrolló contra todo pronóstico y contra las expectativas de la gente”.

Se tenía previsto presentar éstos y otros hallazgos sobre el tratamiento potencial del Alzheimer el martes en la Conferencia internacional sobre la enfermedad de Alzheimer de la Alzheimer’s Association, en Chicago.

El objeto de debate del estudio de TauRx son las proteínas del cerebro conocidas como tau. Si trabajan correctamente, actúan de formar similar a los remaches de las “vías del tren” en las células cerebrales, haciendo posible la comunicación intercelular, apuntó Wischik.

Pero en las personas con Alzheimer, estas proteínas crean esteras desordenadas de fibras llamadas “ovillos” en el cerebro. Los ovillos están asociados directamente con la demencia, mientras que los efectos de otro factor del Alzheimer, trozos de sustancia proteica viscosa conocidos como placas amiloides, son variables, apuntó.

“Las personas pueden tener grandes cantidades de placa amiloide y aún así jugar al Bridge”, dijo Wischik, “pero si tienen una gran acumulación de tau en el cerebro, ni siquiera podrán encontrar el camino hacia el baño”.

El nuevo estudio analizó un medicamento diseñado para reducir el número de ovillos. El estudio fue un ensayo de fase II, lo que significa que se estudiaron las dosis apropiadas y su efectividad. Está previsto que un ensayo más grande de fase III, el último de una investigación de tres etapas del medicamento, empiece el próximo año.

Los investigadores administraron el medicamento conocido como MTC o un placebo a 321 pacientes de Alzheimer en el Reino Unido y en Singapur durante 24 semanas.

El grupo de Wischik halló que el medicamento estabilizó la progresión del Alzheimer en un periodo de 50 semanas.

“Los datos muestran una reducción de 82 por ciento en la tasa de progresión de la enfermedad”, afirmó Wischik.

El Dr. Sam Gandy, presidente del Consejo asesor médico y científico nacional de la Alzheimer’s Association, aseguró que los resultados del nuevo estudio son de hecho prometedores y agregó que otro tratamiento anti-tau ya está en camino.

“Se podría crear un cóctel de medicamentos anti-amiloide y anti-tau, que será probablemente el camino que tomaremos para tratar el Alzheimer, con el fin de impactar en los múltiples pasos (de la formación de la enfermedad)”, añadió. “Este tipo de enfoque ha tenido mucho éxito en el tratamiento del VIH y del cáncer”.

El hallazgo llega justo después de los resultados de otro ensayo de un medicamento para el Alzheimer dirigido a la tau, que se presentó en la reunión de la ICAD el lunes. En ese estudio, dirigido por el Dr. Donald Schmechel, del Centro médico de la Universidad de Duke, adultos mayores con deterioro cognitivo leve recibieron un péptido experimental en forma de aerosol nasal llamado AL-108.

El deterioro cognitivo leve es considerado generalmente como un precursor potencial de la enfermedad de Alzheimer. En el estudio de fase II, los pacientes que recibieron altas dosis de AL-108 durante 12 semanas lograron “una mejora estadísticamente significativa, duradera y dependiente de la dosis” en varias capacidades de la memoria, narró Schmechel en un comunicado de prensa de la Alzheimer’s Association.

DÉJANOS TU COMENTARIO

DÉJANOS TU COMENTARIO

Please enter your comment!