Identifican Grupo de Genes en el Proceso de Envejecimiento

Investigadores del Instituto de investigación del envejecimiento Buck de California han identificado biomarcadores genéticos que son altamente precisos para determinar la edad fisiológica, y señalan que es probable que se puedan usar para probar medicamentos contra el envejecimiento.

El estudio, en el que se utilizaron gusanos nematodos, micromatrices que miden los cambios en la expresión genética y algoritmos computarizados complejos, aparece en la edición en línea del 20 de noviembre de la revista Aging Cell.

La edad cronológica (tiempo transcurrido desde el día de nacimiento) y la edad fisiológica (nivel de función) pocas veces se sincronizan, apuntaron los investigadores. Es fácil determinar la edad cronológica con simplemente contar los años transcurridos desde el día de nacimiento. Pero la edad fisiológica es más subjetiva. Por ejemplo, algunas personas de 70 años funcionan al nivel de alguien de 50, mientras que otros de 70 años presentan un envejecimiento prematuro. Lo mismo ocurre en los gusanos nematodos que se usaron en el estudio.

El equipo del Instituto Buck realizó perfiles genéticos individuales de 104 gusanos y correlacionó los resultados con el comportamiento y la supervivencia asociados a la edad. Los investigadores identificaron un grupo de genes involucrados activamente en el proceso de envejecimiento.

“Ésta es la primera evidencia de que la edad fisiológica se puede predecir de forma no subjetiva. Es un primer paso; nuestros resultados no fueron perfectos, pero pudimos predecir las edades de los animales el 70 por ciento de las veces, un gran avance en comparación con los resultados logrados en el pasado”, afirmó Simon Melov, autor del estudio, en un comunicado de prensa del Instituto Buck.

En humanos, examinar los biomarcadores relacionados con el envejecimiento podría ayudar a determinar si una persona está envejeciendo más rápido o más lento de lo normal. Además, examinar esos biomarcadores a través del tiempo podría ofrecer un punto de referencia científico para ensayos clínicos de medicamentos contra el envejecimiento.

“Me siento optimista de que podremos profundizar aún más en esta línea de investigación”, añadió Melov. “La investigación de la biología del envejecimiento en humanos se ha visto obstaculizada por la falta de biomarcadores irrefutables que se correlacionen con el proceso de envejecimiento. Confío que en algún momento encontraremos un método no subjetivo de determinar la edad de una persona con un nivel elevado de confiabilidad”.

HealthDay