Batalla de Waterloo

Batalla de Waterloo

La Batalla de Waterloo fue un conflicto que se desarrolló el 18 de junio de 1.815 entre dos bandos; uno eran las tropas alemanas, británicas y neerlandesas y el ejército prusiano en contra del ejército francés. Esta batalla se dio justamente muy cerca de Waterloo que es un municipio belga que se ubica muy cerca de Bruselas por el sur.

El ejército francés era comandado por Napoleón Bonaparte, mientras que el ejército prusiano por Gebhard von Blücher y las tropas de las otras naciones por el duque de Wellington. Como resultado de esta batalla, llegó el fin del Primer Imperio Francés y consigo, el exilio de Napoleón a la Isla Santa Elena.

Ver También: Consecuencias de la Segunda Guerra Mundial.

Historia de la Batalla de Waterloo

Antecedentes y Desarrollo de la Batalla de Waterloo

Napoleón Bonaparte ya había sido exiliado de Francia y enviado a la isla de Elba, momento en el que Luis XVIII quedó en el trono francés. Sin embargo, Napoleón escapó del exilio y regresó a París el 20 de marzo de 1.815; en su camino, comenzó a formar un ejército de aquellos que todavía lo apoyaban.

Mientras tanto, Luis XVIII al enterarse de la llegada de Napoleón se escapó a Bélgica pues sabía que no contaba con la lealtad del ejército. Con estos sucesos comenzó lo que en la historia se conoce como “Cien Días” que es el periodo entre el que Napoleón volvió a Francia, su nuevo exilio a la isla de Santa Elena y el restablecimiento de Luis XVIII como Rey de Francia.

Dadas las circunstancias del regreso de Napoleón, los aliados decidieron ir a la guerra contra Napoleón; idearon un plan de entrar simultáneamente en Francia. Así entonces, el ejército prusiano de 100mil hombres irían por el sur de Bélgica; por el norte estaría el ejército británico y anglo-holandés que, de hecho, ya se encontraba en los Países Bajos; y por el este, entraría un ejército austriaco de 200mil hombres y un ejército ruso de 150mil hombres; a esta alianza se le conoce como la Séptima Coalición. El ejército de Bonaparte llegaba a los 200mil hombres.

La batalla de Waterloo, que no se dio propiamente en esta ciudad sino en sus alrededores, se puede dividir en 5 enfrentamientos, de los cuales, tan solo uno ganó el ejército napoleónico.

No solo Wellington a cargo de los aliados superaban en número a Napoleón, sino que el clima no lo ayudó, pues había llovido y el piso estaba embarrado, por lo que los desplazamientos con la artillería, como los cañones, no se pudieron realizar como era el plan de Napoleón.

Por el contrario, a Napoleón lo esperaban las mejores tropas británicas que lograron mantener su posición en Hougoumont. Mientras tanto, el ejército prusiano avanzaba para dejar rodeado por dos frentes al ejército napoleónico.

Aún quedaba en pie la Guardia Imperial que buscaba subir a una colina por el este de Hougoumont; sin embargo, el ejército británico se encontraba alerta y comenzó el ataque casi mortífero, la Guardia no tuvo más remedio que retirarse.

Consecuencias

1. La Batalla de Waterloo dejo 28mil muertos y heridos por parte de las fuerzas de Napoleón; y 24mil víctimas, entre muertos y heridos, por parte de la Séptima Coalición.

2. El 26 de julio Napoleón fue exiliado a la isla Santa Elena, allí 6 años después moriría. Esta isla se encuentra en el océano Atlántico, hace parte del territorio británico en ultramar.

3. Con el exilio de Napoleón, no solo la paz llegó a Europa, sino que las fronteras volvieron a su estado anterior, pues los territorios conquistados por el Imperio napoleónico volvieron a sus estados anteriores.

4. Finalmente, con la derrota de Napoleón, se acabó su imperio y volvió la monarquía francesa.

Ver Más Historia Universal

Autora: Martina Ruíz

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!