Prueba Temprana del PSA

Según un estudio reciente, los resultados de una primera prueba del antígeno prostático específico (prostate-specific antigen, PSA) para los hombres de entre 44 y 50 años de edad puede predecir el riesgo de muerte por cáncer de próstata en el transcurso de los siguientes 25 a 30 años.

Los investigadores analizaron las muestras de sangre tomadas a 12,090 suecos entre 1974 y 1986, cuando tenían entre 44 y 50 años; las muestras de casi 5,000 de ellos seis años después, cuando tenían entre 51 y 55; y las muestras de 1,167 hombres de 60 años.

Los hombres cuyos niveles de PSA estaban por debajo de la media cuando tenían entre 44 y 50 años presentaban un riesgo muy bajo de muerte por cáncer de próstata o de metástasis en un plazo de 15 años. A los 60 años, para aquellos hombres con niveles de PSA por debajo de la media, el riesgo de cáncer de próstata había disminuido significativamente a 0.5 por ciento.

Las directrices actuales de la American Cancer Society recomiendan que todos los hombres, excepto aquellos en alto riesgo, analicen con el médico los chequeos al llegar a los 50 años; sin embargo, según los autores del estudio, sus resultados indican que las pruebas tempranas podrían reducir los chequeos innecesarios más adelante.

Los hallazgos sugieren que más de la mitad de los hombres podría adelantar las pruebas regulares del PSA después de ese momento y someterse a tan solo tres pruebas de PSA en su vida: la primera entre los 44 y los 50 años; la segunda entre los 51 y los 55 años; y, si sus niveles de PSA continúan siendo bajos, la tercera y última a los 60 años, comentaron los investigadores en el Memorial Sloan-Kettering Cancer Center, en Nueva York.

Los investigadores agregaron que, sin embargo, los hombres con niveles de PSA más altos entre los 44 y los 50 años tienen un riesgo alto de cáncer de próstata agresivo y deben continuar sometiéndose a pruebas del PSA y a chequeos según sea necesario.

Estaba programado que el estudio se presentara ante los periodistas el 18 de mayo, en el marco de la reunión anual de la American Society of Clinical Oncology.

“Esta investigación nos ayuda a discriminar cuáles hombres podrían beneficiarse con las pruebas regulares del PSA para la detección del cáncer de próstata y cuáles tal vez no necesiten someterse a chequeos con tanta frecuencia”, comentó en un comunicado de prensa de Memorial Sloan-Kettering el autor principal, el Dr. Hans Lilja, un químico clínico con designaciones combinadas en los Departamentos de Medicina de Laboratorio, Cirugía y Medicina.

“En lugar de someter a pruebas a todos los hombres cada año o cada dos años, los esfuerzos de detección y vigilancia pueden dirigirse a la detección precoz del cáncer de próstata en aquellos hombres que se descubra están en alto riesgo de muerte por la enfermedad”.

La prueba del PSA se recomienda para la detección precoz del cáncer de próstata, pero se asocia con una tasa alta de sobrediagnóstico y sobretratamiento, lo que constituye una preocupación porque el tratamiento del cáncer de próstata puede causar problemas urinarios y disfunción eréctil.

Debido a que el estudio es presentado en una reunión médica, sus resultados deben considerarse preliminares mientras no sean publicados en una revista arbitrada.

FUENTE: Comunicado de prensa del Memorial Sloan-Kettering Cancer Center, 18 de mayo de 2011

HealthDay

DÉJANOS TU COMENTARIO

DÉJANOS TU COMENTARIO

Please enter your comment!