La ‘Terapia del Espejo’

Una técnica llamada terapia del espejo puede ayudar a reducir el dolor fantasma en soldados con extremidades amputadas, según muestra un estudio reciente.

El dolor fantasma, un problema común después de una amputación, es el dolor que se percibe en el lugar del miembro amputado.

“Las vías del dolor en la médula espinal y el cerebro ‘recuerdan’ la dolorosa lesión. Debido a esta memoria, el brazo o la pierna amputada siguen doliendo, algunas veces de un modo severo, mucho tiempo después de la amputación”, señaló en un comunicado de prensa el autor del estudio, el Dr. Steven R. Hanling, del Centro Médico Naval de San Diego.

Hanling y colegas encontraron que la terapia del espejo redujo de manera significativa el dolor fantasma en cuatro soldados que habían sufrido lesiones graves en las piernas que condujeron a su amputación. Esto hizo posible que participaran íntegramente en un programa de fisioterapia después de la operación.

El estudio aparece en la edición de febrero de la revista Anesthesia & Analgesia.

“En este tipo de terapia, los pacientes se sientan con un espejo vertical entre las piernas y brazos para reflejar la imagen de los mismos. El reflejo en el espejo hace creer que el brazo o la pierna se encuentran en perfecto estado”, explicó el Dr. Steven L. Shafer, redactor jefe de la revista, de la Universidad de Columbia en la ciudad de Nueva York.

“Los pacientes observan y controlan su brazo o pierna lesionado en el espejo, pero en realidad lo que observan y controlan es su brazo o pierna sano reflejado. Se hace creer al cerebro y a la médula espinal que todos los brazos y las piernas están intactos y sin dolor”, apuntó Shafer.

FUENTE: International Anesthesia Research Society, news release, Jan. 20, 2010

HealthDay

DÉJANOS TU COMENTARIO

DÉJANOS TU COMENTARIO

Please enter your comment!