Perlas, Prevención de las fracturas por fragilidad en pacientes diabéticos 

Aging Clin Exp Res. 2014 Jul 25. [Epubahead of print] 

GONNELLI S, CAFFARELLI C, GIORDANO N, NUTI R. 

Los pacientes con diabetes mellitus (DM) tienen un mayor riesgo de fracturas debido principalmente no solo a los factores extraesqueléticos, como la propensión a las caídas, sino también a la alteración de la calidad del hueso, que reduce la resistencia ósea. En las personas con DM, el déficit de insulina y la hiperglucemia parecen desempeñar un papel en la determinación de la alteración en la formación de hueso por acumulación de AGE que influye directamente en la actividad de los osteoblastos. Aunque hay datos contradictorios en la literatura, un control glucémico adecuado con el tratamiento hipoglucemiante puede ser un elemento importante en la prevención de alteraciones del tejido óseo tanto en DM tipo 1 como tipo 2.

La diabetes es una condición de predicción fracturas de la cadera y, en un futuro, grandes fracturas por osteoporosis, independientemente de la DMO y las probabilidad de FRAX. Se debe prestar atención al uso de las tiazolidinedionas, sobre todo en las mujeres mayores, debido a que el efecto negativo directo sobre el hueso podría superar el efecto positivo del control de la glucemia. El tamizaje sistemático de complicaciones y de prevención de caídas, junto con la reposición de calcio y de la vitamina D y la actividad física adecuada, representa el pilar de la prevención de fracturas en los pacientes diabéticos. Todos los fármacos anticatabólicos (raloxifeno, bifosfonatos, denosumab) parecen ser eficaces en los pacientes diabéticos. Sobre la base de los fundamentos fisiopatológicos que sugiere la formación ósea baja en los pacientes diabéticos, terapias osteoanabólicas como teriparatida podrían representar una importante opción terapéutica para los pacientes con DM con osteoporosis severa y/o fracturas múltiples. La búsqueda de mejores métodos para la identificación del riesgo de fractura y fragilidad en la creciente población de pacientes adultos y ancianos con DM debería considerarse como una prioridad clínica que podría mejorar la prevención de fracturas en los pacientes diabéticos.

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!