El Cateterismo Cardíaco: Repensando el Cuidado de Enfermería

Trabajos Originales

Clara Inés Durán Rojas, * Daniel Gonzalo Eslava. **

* Enfermera Especialista del Departamento de Urgencias. Fundación Santa Fe de Bogotá.
Magistra en Enfermería Clínica, Universidad de Sâo Paulo – Brasil.

** Enfermero. Profesor Asistente, Facultad de Enfermería de la Universidad Javeriana.
Doctor en Salud Pública, Universidad de Sâo Paulo – Brasil.

Resumen

El presente estudio tuvo como objetivo, describir y analizar el hacer de enfermería durante la realización del cateterismo cardíaco, a partir de la experiencia y de las declaraciones de los pacientes a los que se les realiza este procedimiento, con el fin de encontrar elementos importantes para orientar mejor nuestra práctica, en el cuidado de los pacientes coronarios. El estudio fue realizado en el año 2001 en un hospital universitario del Estado de São Paulo – Brasil. Fueron entrevistados 18 pacientes de ambos sexos, entre las edades de 30 a 80 años. Para la recolección de los datos se realizaron entrevistas semi estructuradas en el pre y pos cateterismo y observación participante en el trans procedimiento. Los resultados nos muestran que existe una brecha significativa entre el mundo objetivo de los profesionales y el mundo subjetivo de los pacientes. Mientras que para el paciente la realización del cateterismo es una experiencia difícil de enfrentar y de vivir, para los profesionales es una situación que hace parte de la rutina de su trabajo y por eso están tan familiarizados y preparados para lo que pueda suceder, dejando de percibir las necesidades del paciente, asumiendo actitudes y comportamientos indiferentes. De esta manera, creemos que la relación interpersonal enfermera-paciente, es un verdadero instrumento del cuidado y de la atención, ya que ayuda al paciente a transcurrir por el proceso diagnóstico con mayor confianza y seguridad, pues además de la convivencia social y de las experiencias, es el aquí y el ahora una experiencia nueva.

Palabras clave: cateterismo cardíaco, cuidado de enfermería.

Summary

The purpose of the present study is to describe and analyze the nursing intervention during the cardiac catheterization starting from the experience and pa-tient´s statements with the goal of finding elements that improve nursing care in coronary patients. The study was carried out in the university hospital of Sao Paulo´s state-Brazil. Eighteen patients of both gender between 30 and 80 years old were interviewed before and after the procedure and during it, active observation was done.

The results showed that there is a significant gap between the objective world of the professionals and the subjective world of the patients. While for the patient the cardiac catheterization is a difficult experience to face and go through, for the professionals is a situation that makes part of the daily routine; they are so used to it and prepared for possible complications, that they assume indifferent attitudes and behaviours without perceiving the patients needs.

This way we believe that the nursepatient interpersonal relationship is a true tool of health care since it helps the patients go through the diagnostic process with trust and security, because besides the social coexistence and expe-rience, it ends to be a new experience.

Key words: cardiac catheterization, nursing care.

Introducción

A través de la literatura, pudimos constatar que las cardiopatías isquémicas son las responsables del mayor número de muertes en todo el mundo, representando en los países desarrollados la mitad de las defunciones, mientras que en los países del tercer mundo, suman un cuarto de las muertes.(1)

Tal realidad la hemos observado en el cotidiano de nuestros servicios de urgencia, donde consulta un gran porcentaje de personas jóvenes, adultas y ancianas con sintomatología clínica sospechosa de enfermedad coronaria y o con la enfermedad ya diagnosticada con sintomatología activa.

Esta situación, se volvió motivo de preocupación para los profesionales del área de la salud y verificamos con el pasar del tiempo, que se iban realizando mayores inversiones en las áreas científicas y tecnológicas para la precisión diagnóstica y eficacia terapéutica de las enfermedades cardiovasculares.

De esta forma los servicios de hemodinamia, han venido mejorando y perfeccionando sus equipos y las técnicas en la realización de procedimientos invasivos, como el cateterismo cardíaco, la angioplastia coronaria, la valvuloplastia, entre otros, haciendo posible la sobrevivencia y mejor calidad de vida para muchos enfermos del corazón.

Este aumento significativo, tanto de las personas enfermas, como de la indicación de estos procedimientos, nos evidenció la necesidad de profundizar en el conocimiento científico y tecnológico de los profesionales que actúan en esta área, para asistir al paciente y satisfacer sus necesidades, en detrimiento del conocimiento de los aspectos socioculturales del paciente, que también pueden influenciar la situación.

Particularmente, observamos que las enfermeras, en las áreas que exigen trabajar y prestar una atención con alta tecnología, como en los servicios de hemodinamia, se han preocupado por profundizar sus conocimientos en el manejo y la utilización de nuevos equipos y en el desarrollo de habilidades técnicas que den respuestas a los procedimientos, teniendo en cuenta el ejercicio profesional que exige prestar cuidados especializados con calidad científica.

Según Dantas,(2) para cada procedimiento realizádo existe una rutina de atención indiferenciada, donde los aspectos biológicos son priorizados en la determinación diagnóstica, tratamiento y pronóstico, mientras que los aspectos culturales, sociales y psicológicos no tienen espacio para ser atendidos y mucho menos considerados parte del proceso.

Esto significa que estamos concentran-do nuestras prioridades asistenciales en la manipulación de los equipos y en la valorización de los aspectos técnicos para el mantenimiento de la vida, dejando al margen el cuidado de la persona como un todo que necesita la utilización de estos recursos y de nuestros cuidados de enfermería.

Aunque el aspecto biológico tenga gran relevancia en el proceso salud-enfermedad, consideramos que las al-teraciones y cambios en la vida de las personas con problemas en el corazón no se restringen apenas a esta es-fera, por el contrario, los aspectos psicológicos, sociales y culturales, inherentes a cada una de ellas, están siempre presentes, influenciando directa o indirectamente su enfermedad y su vivir.

En este sentido, estamos de acuerdo con Silva(3) cuando afirma que es difícil concebir la atención de las necesidades biológicas sin considerar los aspectos psicosociales, pues el ser humano es único e indivisible, que interactúa constantemente con el medio ambiente, reaccionando de diferentes maneras a las experiencias vividas.

Considerando que el cuidado es la esencia del trabajo de enfermería, creemos que este proceso se debe desarrollar a partir de las interacciones que se establecen con la utilización de los procedimientos técnicos para el cuidado físico/biológico y la relación interpersonal, con el fin de ofrecer una atención integral.

Cuando una persona se enferma, su vida puede cambiar por un periodo temporal o indeterminado, porque súbitamente, se ve enfrentada a una serie de situaciones que interrumpen su ritmo de vida y que generan, miedo, angustia, temor, ansiedad, etc. Y esto se agudiza todavía más, cuando pasa a vivir en un ambiente hospitalario lleno de rutinas, con personas desconocidas en las cuales necesita depositar toda la confianza, exámenes diagnósticos y procedimientos terapéuticos en algunos casos invasivos que envuelven cierto riesgo, y como si fuera poco casi siempre impuestos por el equipo de salud.

Por esto consideramos que las personas con enfermedad coronaria no deben ser vistas apenas desde la perspectiva del órgano en disfunción, pues frente a una enfermedad, son innumerables los factores psicosociales que determinan el comportamiento y el vivir de las personas enfermas.

De esta forma, consideramos que los pacientes coronarios, son personas importantes para nuestros cuidados de enfermería, mereciendo mayor atención, una vez que la enfermedad coronaria, es un acontecimiento de la vida que genera una diversidad de emociones y sentimientos contradictorios, que hacen de esta situación una experiencia única, difícil e incomparable. Por esto, procuramos ir más allá del conocimiento científico, en busca del saber del sentido común y de la vivencia de los pacientes.

De esta manera, el presente estudio tuvo como objetivo describir y analizar el quehacer de enfermería durante la realización del cateterismo cardíaco, a partir de la experiencia y de las declaraciones de los pacientes que realizan este procedimiento, con el fin de encontrar elementos importantes para orientar mejor nuestra práctica en el cuidado de los pacientes coronarios que necesitan pasar por la realización del cateterismo cardíaco.

El cateterismo cardíaco, consiste en un conjunto de técnicas capaces de ofrecer datos anatómicos y fisiológicos que permiten un diagnóstico in vivo de los vasos sanguíneos y cámaras del corazón, después de la infusión de un medio de contraste. Este procedimiento es realizado en un ambiente quirúrgico, con anestesia local en la región inguinal. El estudio puede ser hecho por vía venosa o arterial, dependiendo de la necesidad diagnóstica y de la sintomatología clínica de la persona.

Históricamente, la década de los años 80 fue considerada la era del cateterismo cardíaco. Este procedimiento evolucionaba con el propósito de diagnosticar, qué personas serían candidatas potenciales para cirugía cardíaca, así como para ofrecer datos fisiológicos que orientaran mejor el tratamiento de la enfermedad coronaria (infarto agudo del miocardio, angina inestable, insuficiencia coronaria).

Aunque la técnica utilizada para la realización del cateterismo cardíaco, esté perfeccionándose constantemente y sea un procedimiento relativamente rápido y de rutina, no se descarta la posibilidad de presentar complicaciones. Entre las más frecuentes: arritmias, dolor anginoso, reacciones alérgicas, infartos, hemorragia en el sitio de punción y hasta la muerte.

Por lo anteriormente expuesto, observamos la complejidad que rodea la realización del procedimiento y por consiguiente deducimos que la realización del mismo, puede causar sentimientos negativos y reacciones contrarias en el paciente, frente a las dudas e inquietudes que surgen en esta situación.

De esta forma, debemos considerar que el diagnóstico de una enfermedad coronaria, sea cual sea el método invasivo en el cual se manipula el corazón y sus principales vasos, exige de la persona, movilizar sus sentimientos para enfrentar y aceptar la incertidumbre de ese momento.

Cabe resaltar, que aunque el avance tecnológico en esta área ha sido una gran conquista, necesitamos integrar a esta tecnología, la afectividad humana y la individualidad de los pacientes, para realizar cuidados de enfermería con calidad y eficacia.

Metodología

Se trata de un estudio descriptivo cualitativo, que pretende adentrarse en el mundo de los significados, de las acciones y relaciones humanas, es decir, el lado no perceptible y no captable en ecuaciones, medidas y estadísticas.(4) Esta misma autora, comenta que la metodología cualitativa, nos permite comprender el mundo de los significados, motivaciones, aspiraciones, creencias, valores, actitudes y fenómenos, que pueden ser aprendidos a través de lo cotidiano, de la vivencia y la explicación del sentido común de las personas que viven determinada situación.

El estudio fue realizado en un Hospital Universitario del interior del Estado de São Paulo (BRASIL), en la sección de cardiología, en el laboratorio de hemodinamia, lugar en donde es realizado el cateterismo cardíaco.

Fueron entrevistados 18 pacientes de ambos sexos, con predominio femenino (10), a quienes se les realizó cateterismo. Las edades de los pacientes oscilaron entre los 30 y 80 años, prevaleciendo las edades de 40 a 60 años (14).

Se utilizó la entrevista semiestructurada, en el pre y en el post-cateterismo, con el fin de obtener informaciones y percibir actitudes y comportamientos del hacer del profesional de enfermería durante este procedimiento, mediante las declaraciones de los pacientes. La entrevista constó de las siguientes preguntas:

1. ¿Usted sabe qué le van a hacer ahora?
2. ¿Alguna persona le explicó qué es y para qué le sirve el cateterismo?
3. ¿Cómo se está sintiendo en este momento?
4. ¿Cómo se sintió durante el examen?
5. ¿Qué pensaba durante el examen?

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!