¿Cómo se Liquida una Sucesión en Colombia?

¿Cómo se liquida una sucesión en Colombia? Es una pregunta que se hacen muchas personas cuando un ser querido fallece y deja bienes que deben ser distribuidos entre los herederos. Este proceso puede parecer complicado, pero no lo es cuando los herederos están de acuerdo.

Hay que tener en cuenta que el proceso de liquidación de una sucesión puede tardar varios meses o incluso años, dependiendo de la complejidad de la sucesión y de la cooperación de los herederos. Además, es recomendable contar con la asesoría de un abogado especializado en derecho sucesoral para garantizar que el proceso se lleve a cabo de manera correcta y justa para todos los involucrados.

Pasos para Liquidar una Sucesión en Colombia

Los pasos que se deben seguir para liquidar la sucesión de manera adecuada son los siguientes:

Identificar a los herederos del difunto

En primer lugar, es necesario identificar a los herederos del difunto. En Colombia, los herederos pueden ser los hijos, el cónyuge, los padres, los hermanos y otros familiares cercanos. Si el difunto no dejó testamento, la ley establece un orden de prelación para la distribución de los bienes.

Inventario de bienes

Después de que se han identificado los herederos, se debe hacer un inventario de los bienes de la persona fallecida. En este inventario debe incluir todos los bienes, tanto como propiedades inmuebles, muebles, vehículos, como cuentas bancarias, inversiones, entre otros. Te puede interesar: ¿Cómo hacer un traspaso de vehículo?

Es muy importante es hacer un inventario detallado para garantizar una división equitativa de los bienes.

Evaluación del valor

Con el inventario terminado, se deben evaluar los bienes para determinar su valor real en el mercado. Esto se puede hacer a través de la contratación de expertos en la materia o el uso de herramientas en línea que ayuden a calcular el valor de los bienes.

Deudas

También es necesario identificar las deudas que tenía el familiar fallecido. Se deben incluir todo tipo de deudas como préstamos, hipotecas, tarjetas de crédito, impuestos pendientes, entre otros.

Estas deudas se deben pagar con los bienes de la sucesión, de ser posible. Si el valor de las deudas es mayor que el de los bienes, los herederos pueden verse obligados a vender algunos de los bienes para poder cubrir las deudas.

Hay que tener presente que en la mayoría de los casos las deudas pendientes están cubiertas por un seguro de vida. (También te puede interesar: ¿Cuáles son los Temas Legales y Asesorías más Solicitados?)

División y partición de los bienes para la sucesión en Colombia

Una vez que se pagan las deudas, se procede a la partición de los bienes entre los herederos. En este paso, se pueden llegar a acuerdos entre los herederos o, en caso de no ser posible, se puede solicitar la intervención de un juez para que ordene la división de los bienes.

Registro de la sucesión

Finalmente, es necesario hacer el registro de la sucesión ante la oficina de registro de instrumentos públicos para que los bienes queden a nombre de los herederos correspondientes.

Aspectos importantes para tener en cuenta durante una sucesión

Documentos: En Colombia, es necesario tener el certificado de defunción de la persona fallecida, así como los documentos que acrediten la propiedad del fallecido sobre los bienes que se van a heredar.

Tipo de sucesión: En Colombia se presentan dos tipos de sucesiones. Una es la sucesión intestada, que se produce cuando la persona fallecida no dejó un testamento. La segunda es la sucesión testamentaria, que se produce cuando la persona fallecida dejó un testamento válido.

En el caso de que haya un testamento válido, se puede designar un albacea, que es la persona encargada de llevar a cabo las disposiciones establecidas en el testamento.

Y, en el caso de no tener un testamento, se puede comenzar un proceso judicial para determinar quiénes son los herederos legales. O en caso de que se presente disputa entre los posibles herederos.

Pago de impuestos: otro aspecto muy importante al momento de liquidar una sucesión en Colombia es el pago de impuestos por parte de los herederos. Se deben pagar los impuestos correspondientes a la transferencia de los bienes de la persona fallecida. Estos impuestos varían según el valor de los bienes y la relación de parentesco entre el fallecido y los herederos.

Tiempo límite:

De acuerdo con lo previsto en el artículo 1012 del Código Civil, el proceso de sucesión puede iniciarse después de la muerte del causante por cualquiera de los interesados y en cualquier momento, de manera que no hay término de prescripción del derecho o caducidad de la acción.

No obstante, la acción de petición de herencia sí prescribe en el término de 10 años. El heredero putativo podrá oponer a esta acción la prescripción de cinco años, contados como para la adquisición del dominio.

En resumen, la liquidación de una sucesión en Colombia implica identificar a los herederos, hacer un inventario de los bienes del difunto, evaluar los bienes, identificar las deudas, pagar las deudas, partir los bienes y hacer el registro de la sucesión. Este proceso puede ser complejo, pero siguiendo los pasos adecuados y contando con la asesoría de un abogado especializado, se puede lograr una distribución justa y equitativa de los bienes del familiar fallecido.

CLIC AQUÍ Y DÉJANOS TU COMENTARIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *