En XII Conferencia Internacional Anticorrupción Inaugurada en Guatemala

CIUDAD DE GUATEMALA

El Banco Interamericano de Desarrollo propuso hoy en una conferencia internacional contra la corrupción garantizar la transparencia en los megaproyectos de infraestructura propuestos por los países de América Latina y el Caribe.

En la ceremonia inaugural de una reunión bienal organizada por Transparency International el presidente del BID, Luis Alberto Moreno, señaló que los grandes desafíos que presentan los grandes proyectos como la ampliación del Canal de Panamá también pueden convertirse en grandes oportunidades para cerrarle el paso a la corrupción.

“Como todos sabemos, la historia de los megaproyectos en América Latina no ha sido siempre ejemplar en materia de transparencia”, afirmó Moreno. “No podemos repetir esos errores”.

Además de la expansión del canal transoceánico, una obra con un costo estimado en 5.500 millones de dólares, se están proponiendo refinerías petroleras, gasoductos, líneas de transmisión de electricidad, represas hidroeléctricas, redes de carreteras y puertos multimodales, iniciativas indispensables para impulsar la competitividad de la región.

Moreno señaló que la región y las instituciones multilaterales manifiestan un interés sin precedentes en cooperar contra la corrupción. De hecho, durante esta reunión jefes de Estado y altas autoridades de Belice, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá y República Dominicana firmaron una declaración de “zona libre de corrupción”.

En ese sentido, el BID está preparado para apoyar a sus países prestatarios en el cumplimiento de sus compromisos adquiridos bajo acuerdos internacionales como la Convención Interamericana contra la Corrupción, la Convención de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económico contra el soborno de funcionarios públicos y la Convención de Naciones Unidas contra la Corrupción (Convención de Mérida).

“Tengan la certeza de que el BID será un firme aliado de los gobiernos que quieran transformar las recomendaciones de estas convenciones en realidad. Contamos con los recursos, conocemos la región y nos sobra voluntad para encarar juntos este desafío”, afirmó Moreno.

El BID y el combate contra la corrupción

Como la principal fuente de financiamiento multilateral para América Latina y el Caribe, el BID reconoce que la corrupción es un riesgo en prácticamente todas sus áreas de trabajo que puede impedir que cumpla con su misión de promover el desarrollo económico y social en la región.

Por ello, el BID no se considera un “policía de la corrupción” sino un aliado de sus países miembros para colaborar en sus esfuerzos contra el fraude y el abuso en el sector público.

El BID tiene una amplia cartera de proyectos de fortalecimiento institucional de sistemas judiciales, contralorías y entidades de control administrativo que ponen énfasis en la prevención contra la corrupción. Entre otros proyectos ha financiado la modernización de los sistemas de compras públicas, aduanas e impuestos en varios países.

Asimismo promueve la participación activa de la sociedad civil en el control de gasto público mediante su contribución al Fondo Regional para la Promoción de la Transparencia, entre otras actividades.

En esta conferencia el BID patrocinará varios talleres sobre investigación de casos de corrupción que involucran múltiples jurisdicciones, el combate contra la corrupción en el ámbito municipal y la prevención de conflictos de interés en el sector público.

El BID también está organizando aquí una reunión con los jefes de las oficinas de integridad institucional de otras cuatro instituciones financieras multilaterales: el Banco Mundial, el Banco Africano de Desarrollo, el Banco Asiático de Desarrollo y el Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo.

Además ha financiado la traducción y edición de la versión en castellano del Informe Anual de Transparency International sobre corrupción y salud que se presentará en Ciudad de Guatemala.

El BID también firmó un memorando de entendimiento con el Banco Mundial, el Departamento para el Desarrollo Internacional del Reino Unido y Transparencia Internacional para cooperar en la lucha contra la corrupción en América Latina y el Caribe.

En sus propias operaciones y los proyectos que financia el BID ha realizado un proceso de autocrítica que llevó a la institución a revisar y reforzar sus mecanismos para la prevención, investigación y sanción de casos de corrupción, fraude y abuso.

Para asegurar la aplicación de esas normas internas, el BID ha creado un sistema ágil de control formado por su Oficina de Integridad Institucional, un Comité Superior de Investigaciones de Fraude y Corrupción y un Comité de Sanciones.

En el 2005 la Oficina de Integridad Institucional recibió 138 denuncias de fuentes internas y externas sobre presuntos casos de fraude, extorsión, soborno y manipulación de contratos. La Oficina también concluyó 144 investigaciones que, en los casos justificados, condujeron a sanciones como la inhabilitación de personas y empresas para hacer negocios con el BID.

Asimismo el BID está abocado a reforzar sus mecanismos de control interno. Este año aprobó un nuevo código de ética para su personal e inició un proceso de entrenamiento para todos sus funcionarios.

DÉJANOS TU COMENTARIO

DÉJANOS TU COMENTARIO

Please enter your comment!