Percepción de demanda de Créditos de Consumo cae 41,63 % con respecto al año anterior

Demanda de Créditos de Consumo

De manera constante en Colombia se realizan estudios acerca de cómo se encuentra la situación de solicitud de créditos, por tipo y por rango etario también. En el segundo trimestre del 2020, se obtuvieron importantes resultados del estudio que puntualmente realizó el Banco de la República. Se puede ver que dejó de haber un crecimiento en los últimos meses en la cantidad de créditos solicitados, cayendo a niveles que son más que preocupantes.

Esto sin dudas fue provocado por el coronavirus, que hizo que numerosos sectores se vieran perjudicados casi por la nula actividad y de ese modo, dejaran miles de personas de percibir mes a mes ingresos que antes eran estables.

Consumo: uno de los productos financieros más complicados

Se analizaron en estos estudios hechos por los especialistas en finanzas, decenas de tipos de créditos que los colombianos están acostumbrados a solicitar en su día a día. Se puede ver de manera clara que los préstamos que son de consumo y comerciales, se encuentran en la actualidad en niveles negativos que sin dudas son históricos; debido a que desde hacía muchos años no se veían tan pocas solicitudes de financiamiento.

Por ejemplo, en los préstamos comerciales, para esta misma etapa del año, el 2019 trabajaban con un nivel del 20% de otorgamiento de préstamos. Esto es muy distinto para este año 2020, debido a que en el segundo trimestre trabajaron sólo con un 5,60% de créditos en el total de las ventas que realizaron.

Y en cuanto a los créditos de consumo, ocurre algo sin dudas que es bastante similar: si se calcula la demanda en estos meses, en promedio tuvo una concreta caída que fue del -41,63%. Algo que preocupa al sector, más aún cuando en el 2019, en iguales meses, crecía a niveles del 25,00%.

El problema de la vivienda: créditos que no se otorgan

Si bien en Colombia hubo históricamente déficit habitacional en muchas ciudades, esto se complica todavía más cuando se ponen sobre la mesa los números que resultan de los últimos meses que transcurrió el aislamiento por el COVID19.

Claros son los números que muestran los estudios de la autoridad monetaria más importante del país: hubo una caída en la demanda de créditos para inmuebles que se ubicó en -29,77 %.  Y eso sin dudas que es más que preocupante, sobre todo cuando se visualiza que en los mismos meses del año pasado había un crecimiento y los números positivos eran del 20%.

Alivios: la tranquilidad de los deudores

Y de la mano de la caída en la demanda de préstamos, hubo otro problema y fue que muchas personas, con sus ingresos reducidos; no pudieron hacer frente al pago de cuotas mes a mes. De ese modo, aproximadamente 11,7 millones de personas que tenían créditos vigentes en Colombia solicitaron ayuda por parte de los bancos, a los fines de no generar morosidad y que eso traiga aparejado malas calificaciones crediticias en el sistema financiero. Lo que se hizo entonces fue diseñar y crear el Programa de Acompañamiento a Deudores (PAD) que tiene como finalidad ser una ayuda concreta y específica.

El principal objetivo que tiene este programa es que los deudores puedan tener períodos de gracia para el pago de cuotas de préstamos, inclusive hasta el año 2021.

Para que una persona se pueda acoger a estos alivios, es fundamental que sus ingresos se hayan visto directamente afectados. Ya sea por reducirse o directamente por no tener, como es el caso de muchas personas que se quedaron sin empleo. Si bien estas ayudas comenzaron con una primera tanda, se anunció que habrá una segunda; a la que pueden acogerse las mismas personas y también quienes no lo hayan hecho en la primera.

Empresas en aprietos: las PYMES buscan ayuda financiera

No sólo los particulares dejaron de tener crédito (o de solicitarlo) en Colombia, sino que ese es un problema que afectó directamente a las micro, pequeñas y medianas empresas (mipymes). Y que son muchas veces las que mayor cantidad de dinero necesitan por las múltiples obligaciones que tienen como pago a proveedores, impuestos, salarios, entre otras cosas. Principalmente a las más pequeñas, se les está haciendo muy complicado poder acceder a créditos; ya sea en bancos, en cooperativas o también en financieras.

En términos porcentuales, es en los bancos en donde la demanda menos cayó, debido a que tuvo resultados negativos establecidos en un 5%. Si bien son números para tener en cuenta, nada tiene que ver con la caída de percepción de créditos que tuvieron las pequeñas empresas en las financieras en donde llegó al 70% o en las cooperativas, que se ubicó en 50%.

De esta manera, desde el sector financiero aguardan que tengan muchas solicitudes de créditos los bancos por parte del sector agropecuario en los últimos meses. Mientras que por el lado de las financieras, esperan recibir solicitudes de sectores de servicios y de la comunicación.

Financiarse en estos tiempos: la duda de muchos consumidores

Debido a los alivios, las promociones que tienen los bancos, entre otros beneficios que se pueden llegar a tener; miles de personas tienen la duda acerca de si es momento para solicitar un crédito de consumo durante la pandemia. Además de tener caída la demanda de productos financieros como los antes mencionados por la poca actividad económica general; también se debe a que los bancos están pidiendo en los últimos meses más requisitos y condiciones, que muchas veces son difíciles de cumplir para la población en general.

En respuesta a esta duda, los analistas afirman que si quiere pedir un crédito de consumo, que pueda pagar con bajo interés, puede ser oportuno, debido a que hay descuentos en muchas tiendas, por ejemplo. Pero sólo se debe pedir si su ingreso no se redujo o si tiene proyección de que al menos en el corto plazo, no van a modificarse. Aunque es algo sin dudas que puede tornarse difícil, estudios indican que el 76% de los colombianos tuvieron reducción de ingresos mensuales por la cuarentena.

Más Noticias Económicas AQUÍ

DÉJANOS TU COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!