¿Qué hacer para que los niños coman y coman bien?

¿Qué padres no han sufrido porque sus hijos no quieren comer? Esto es más común de lo que te imaginas, y no sólo porque los niños prefieren los dulces que la comida sana, sino porque definitivamente no tienen apetito. Esto puede presentarse por varias razones, por ejemplo porque el niño quiere llamar la atención de sus papás, por eso no se le puede premiar al pequeño cuando decida comer, porque tu hijo tomará esto como una forma de manipulación.

Es importante fijar rutinas, lugares y horas. Es mejor siempre comer en el mismo lugar y sin distracciones como el televisor, haz que ese momento sea para compartir en familia, para conversar; adicionalmente procura comer siempre a la misma hora y limitarle el tiempo en la mesa, no es recomendable quedarse por horas mientras que el niño termina de comer, 30 o 50 minutos es el tiempo sugerido.

Consejos para hacer más divertidas las comidas de tus hijos

Si bien es complicado hacer que los niños a cierta edad coman y de manera sana, hay algunas cosas que puedes ajustar a la hora de servir la comida que te pueden ayudar. Recuerda que todo entra por los ojos y a los niños los colores y las formas les llaman la atención, es sólo cuestión de echar a volar tu creatividad e imaginación.

Acá te compartimos algunos platos que puedes practicar para sorprender a tus niños.

Alimentacion Ninos

Para tener en cuenta….

Existes 3 factores que debes revisar que pueden estar afectando el apetito de tu hijo:

  1. Entorno familiar: un niño que tiene la costumbre de comer en familia, que sabe que la hora de sentarse a la mesa es un patrón en el hogar, es un niño que crecerá con hábitos alimenticios adecuados. En ocasiones, la negativa del niño por comer, es una alerta que necesita atención, que quiere compartir ese espacio con su familia.
  2. Herencia: aunque no está claramente comprobado, si hay un indicio que debido a factores genéticos, los niños pueden predispone sus gustos alimenticios. Analiza si lo que no come tu hijo es lo mismo que tú no comías de pequeño.
  3. Comportamiento: si tu no hijo no quiere comer y estás generando conductas negativas sobre este comportamiento como castigos, esto va a lograr que tu niño continúe en esa negativa.

Recuerda, que si este comportamiento persiste, es mejor consultar con el doctor, ya que algún tema médico puede estar afectando al tu pequeño.

NO HAY COMENTARIOS

Dejar un comentario


*